💬 ¿Cómo decir "no" para ser un mejor líder? [Guía 2021]
¿Cómo decir "no" para ser un mejor líder? 5 trucos efectivos

¿Cómo decir "no" para ser un mejor líder? 5 trucos efectivos

Última actualización 9 de Septiembre del 2021Tiempo de lectura: 7 min.

Milagros García

¿Se puede decir “no” y ser un mejor líder? Lo cierto es que sí. Muchos líderes están saturados de la cantidad de informes que se les solicita entregar, además de las reuniones, envío de correos electrónicos, entre otras cosas que hace a la rutina del trabajo. Sin embargo, cuando los objetivos están claros, no hay tiempo que perder.

Algunas personas se preguntan “¿cómo decir que no en el trabajo y no sentirse culpable?”. Bien, en este punto no se trata de decir “no” a cualquier pedido, sino que tiene que ver con el saber priorizar y tener la mirada puesta en los objetivos.

En este nuevo artículo de Crehana for business, haremos un repaso sobre cómo decir “no” para ser un buen líder.

¿Quieres mejorar la productividad de tu equipo pero no sabes qué habilidades necesitan? En Crehana for business te brindamos entrenamiento personalizado para ellos.

crehana for business

1. Conviértete en un buen líder diciendo que “no” cuando sea oportuno

Ya lo había dicho Warren Buffet, “la diferencia entre las personas exitosas y las personas realmente exitosas es que las personas realmente exitosas dicen que no a casi todo". Y esto no solo es válido para los espacios de trabajo sino también para la vida personal.

Seguramente, más de una vez te has enfrentado como líder a peticiones de otros colaboradores, o incluso del CEO de la empresa, en las que lo más sensato hubiese sido responder que no y, sin embargo, has accedido de igual manera.

¿Cuáles pueden ser los motivos de esto? Algunos de ellos pueden estar relacionados con el hecho de que de lo contrario se podría haber originado un conflicto, el otro se podría haber decepcionado… En cambio, se puede pensar que al decir que sí estamos agradando a las personas y éstas se sentirán cómodas de trabajar con nosotros.

Sin embargo, hay un punto muy importante en esta cuestión y tiene que ver con el tiempo. Sabemos que el tiempo vale oro pero, también, es escaso. Los días tienen 24 horas y eso no es novedad. Ahora bien, imagina la situación de Juan, un líder de equipo de marketing que tiene ya de por sí muchas tareas incorporadas a su rutina para poder alcanzar sus objetivos de captación de leads.

Pero en un mismo día, a Juan le han hecho 10 peticiones de distintas áreas y todas son “para ya”. Aunque la mayoría de ellas no están alineadas con los objetivos de su área y las de la empresa a nivel general, ha accedido de todas formas por temor o vergüenza a decir que “no”. ¿Cómo terminará Juan el día?

Siguiendo el ejemplo, Juan probablemente termine cansado y desanimado para encarar el día siguiente con energía.

Aún así, ¿qué haría un buen líder frente a esta situación? Diría que no. Sin embargo, sabemos que no es fácil adoptar una postura así porque estamos acostumbrados a asentir, casi sin reflexionar al respecto, frente a los pedidos. Por eso, en los siguientes ítems te contaremos qué puedes hacer para convertirte en un mejor líder.

como decir no en el trabajo

Fuente: Pexels

2. Revisa los objetivos y tareas

El famoso “no tengo tiempo” puede quedar en la nada si no se tienen en claro los objetivos y las tareas que se deben desarrollar para lograrlos. A veces, el día a día puede nublar la visión.

Por eso, es importante dedicarle tiempo a analizar qué cosas son las más importantes para poder llegar al objetivo, qué puntos no puedes delegar y cuáles son necesarios para conducir con éxito la empresa. Coloca esas tareas como prioritarias y revisa qué otras actividades sí podrías delegar a otras personas de la organización.

Para esto, lo mejor es hacer un listado de actividades prioritarias que sí o sí debes completar y señalar cuáles ya has cumplido y cuáles aún no has terminado. Trata a esa lista como tu herramienta más importante de trabajo, porque te permitirá tomar dimensión del tiempo y energía que necesitas en esas prioridades.

Asimismo, saber administrar el tiempo de forma correcta es una habilidad que puedes poner en práctica para mejorarla aún más. Como señala Cristian Situ, nuestro profesor del curso online de Manejo de tiempo y productividad:

“El manejo del tiempo y la productividad son claves para realizar nuestras metas. Con las técnicas y herramientas correctas podrás tomar mejores decisiones, combatir la procrastinación y amar un equipo eficiente para que tus proyectos se lleven a cabo”.

Entonces, veamos algunas claves para decir “no” en el trabajo:

  • Cuando la solicitud es improductiva: la rentabilidad del negocio es lo primero. Si sabes que con ese pedido las cosas no cambiarán, ya está todo dicho; no hay nada más que agregar.
  • Subestimar la carga de trabajo: la falacia de la planeación es algo con lo que las personas debemos combatir para ver con claridad nuestra situación. Según varios estudios, las personas subestiman el tiempo que le deben dedicar a cada tarea para entregar buenos resultados. Esto trae aparejado el decir que “sí” frente a otros pedidos, porque se cree que “no quitarán mucho tiempo”.

Veamos, en el siguiente apartado, cómo estar preparado para decir “no” para ser un mejor líder.

ser mejor lider

Fuente: Pexels

3. Practica decir “no”

De acuerdo con un artículo de Forbes, hay tres estrategias que puedes seguir para que, llegado el momento que sientas que debes decir “no”, puedas hacerlo sin mayores inconvenientes y no sentirte culpable.

  • Dí que no frente a peticiones muy pequeñas, casi intrascendentes: por ejemplo, si tu pareja te consulta si quieres cenar fuera de casa.
  • Pregúntate qué es lo peor que podría ocurrir si dices que no frente a una petición: ¿qué está realmente en juego?
  • Pídele opinión al resto de las personas: generalmente, la opinión de los afectos (como amigos, familiares, incluso compañeros de trabajo con los que tengas una muy buena relación) permite ver la situación desde una perspectiva diferente a la propia. Esto ilumina las maneras de pensar y encarar las situaciones de la vida. Pídeles opinión y saca tus propias conclusiones.
  • Considera cómo dirías que no: las formas son muy importantes y hacen la diferencia. Por eso mismo, tienes que desarrollar una estrategia para decir que no. Habrá casos donde las personas te presionarán para que, de igual forma, les digas que sí; habrá otros que pondrán mala cara. Lo mejor es explicar lógicamente por qué no puedes llevar adelante determinada solicitud, cuáles son tus prioridades y objetivos.

Si algo necesitan las empresas para poder obtener cada vez más y mejores resultados, son líderes que puedan desarrollar su inteligencia emocional y pensamiento crítico. Esto les permite tener un verdadero impacto en los objetivos del negocio, motivo por el cual el tiempo y energía deben de cuidarse.

Steve Jobs, en una oportunidad, dijo que “enfocarse es saber decir ‘no’”. ¿Cuánta verdad, cierto? Al tener en claro cuáles son los objetivos a los que se quiere alcanzar, por ejemplo las ventas, es más fácil tomar decisiones para priorizar las tareas de la rutina.

Sin embargo, esta forma de encarar el trabajo debe estar presente en toda la organización porque sino, de lo contrario, esto seguirá ocurriendo.

habilidades blandas

Fuente: Pexels

4. Entrena tus habilidades blandas

Frente al temor de decir “no”, una excelente opción es el entrenamiento de las habilidades blandas. Al desarrollar las habilidades, aumenta la productividad en los equipos de trabajo. La capacitación corporativa es una estrategia clave para lograr que toda la organización haga foco en los objetivos que tienen por delante. Es decir, gracias al entrenamiento de las skills, los teams harán menos solicitudes a las que decir que “no”.

Algunas soft skills que puedes desarrollar para que decir “no” no sea, justamente, un problema:

  • Pensamiento crítico
  • Pensamiento creativo
  • Liderazgo
  • Comunicación asertiva
  • Toma de decisiones
  • Ser resolutivo

Estas habilidades que hemos nombrado aquí son importantes para el momento del trabajo en equipo, lo que es lo mismo que ¡casi siempre! Esto permite que se cree un clima laboral positivo, donde todos estén motivados a dar lo mejor de sí y estén comprometidos a lograr las metas.

Por lo tanto, fortalecer la confianza y liderazgo es importante para saber decir “no”. Con los cursos de liderazgo empresarial de Crehana podrás:

  • Convertirte en el líder que todo equipo de trabajo necesita: de lo contrario, el team no podrá hacerle frente a los retos y desafíos que se les vaya presentando a lo largo del tiempo y cada vez se les hará más difícil proponer nuevas ideas que sean innovadoras y transformadoras.
  • Ser un storyteller: podrás mantener la atención de las personas cuando hablas al aplicar las técnicas de storytelling.
  • Serás más productivo: con determinadas técnicas y herramientas, podrás aprovechar de mejor manera el tiempo y, así, serás más efectivo para el logro de las metas.
  • Mejorarás tus habilidades de comunicación: conocerás cómo puedes crear tu propio estilo de comunicación para tener impacto.
  • Sabrás cómo gestionar un equipo de trabajo remoto: conviértete en ese líder que empodere y motive a su team incluso trabajando de forma remota (por ejemplo, en el marco de trabajo Scrum).

A continuación, el último consejo para saber cómo decir “no” en el trabajo y ser un mejor líder, ¡descúbrelo!

confianza y liderazgo

Fuente: Pexels

5. Fomenta la transformación cultural

¿Existe vínculo entre la transformación cultural y el saber decir “no”? La respuesta es que ¡claro que sí! Como decíamos anteriormente, cuando las personas de una organización reciben entrenamiento para mejorar sus habilidades blandas, estas tenderán a hacer menos solicitudes a las que responder con un “no”.

Por lo tanto, la cultura organizacional debe verse transformada en su totalidad. Así, una transformación cultural debe permear a toda la empresa, dando lugar a que las personas estén alineadas con los objetivos estratégicos y los ejes de la compañía, en tanto visión, valores y misión, por ejemplo.

El cambio en el comportamiento de los colaboradores es lo que se busca con la transformación cultural.

transformacion cultural

Fuente: Pexels

Lo primero que hay que pensar es en las posibilidades de asumir esa nueva petición y qué tan alineada está con los objetivos del negocio. A partir de allí, será mucho más sencillo decir que “no” y, por supuesto, explicar las razones. Quizás, una de las técnicas más conocidas y aplicadas para decir que “no” sea la del sándwich; primero agradecer, luego explicar los motivos por los cuales no puedes hacer determinada tarea; por último, volver a dar un mensaje positivo.

Al principio, decir que “no” puede ser muy incómodo si no se tienen en cuenta los objetivos y las prioridades que permitirán alcanzar los desafíos que el team se ha propuesto. Si ese eje o norte se pierde, la tendencia de decir “sí” a todo estará muy presente.

¡Desarrolla tus habilidades blandas, promueve una transformación cultural en tu empresa, revisa tus objetivos y pon en práctica decir “no” cuando sea necesario!

Conoce más de Crehana para empresas

Al solicitar la demo acepto los términos y condiciones de Crehana

También podría interesarte