📈 ¿Qué es la elasticidad de la demanda y para qué sirve? | Crehana
¿Qué es la elasticidad de la demanda? Toma decisiones sin afectar los ingresos de tu negocio

¿Qué es la elasticidad de la demanda? Toma decisiones sin afectar los ingresos de tu negocio

Última actualización 23 de Julio del 2022Tiempo de lectura: 7 min.

Andrea Flores

Conocer qué es la elasticidad de la demanda es crucial para fijar el precio de venta de los bienes o servicios de tu empresa. Pero, no solo eso, este concepto también pone en evidencia el impacto de otros factores en tus ingresos. 

Por lo tanto, antes de realizar cualquier modificación en tu compañía, es importante que sepas qué significa la elasticidad de la demanda para asegurar que los cambios no pongan en riesgo tu posición en el mercado. 

Sigue leyendo para entender en qué consiste la elasticidad de la demanda, para qué sirve, qué factores la regulan, los tipos de elasticidad de la demanda que existen y cómo calcular esta variación. 

banner crehana

¿Qué es la elasticidad de la demanda?

Para comprender qué es la elasticidad de la demanda, primero, debemos conocer qué es la elasticidad en economía. De acuerdo con el sitio web Economipedia, “la elasticidad es la sensibilidad de variación que presenta una variable a los cambios experimentados por otra”. 

Hablando aclarado este concepto, es más fácil entender que la elasticidad de la demanda es una forma de expresar el cambio que una variable sufre en función a la modificación de otra; siempre y cuando ambas se relacionen entre sí. 

En otras palabras, este concepto económico te ayudará a entender cómo las cantidades demandadas de un bien o servicio se alteran en función a cambios en el precio, el ingreso de los consumidores, sus gustos o preferencias, etc. Más adelante, ahondaremos en los factores que influyen en la elasticidad de la demanda. 

Elasticidad de la demanda vs. elasticidad precio de la demanda

Muchas veces, el concepto de la elasticidad de la demanda se suele confundir con otro muy parecido: la elasticidad precio de la demanda. Aunque a simple vista parecen ser iguales —y generalmente se emplean como sinónimos—, no significan lo mismo. 

Por un lado, ¿para qué sirve la elasticidad de la demanda? Este concepto es amplio y nos ayuda a evaluar cuáles son los elementos capaces de marcar una diferencia en la demanda de un producto o servicio. Recuerda que el cambio en el nivel de compra de los consumidores no se debe a un solo factor. 

Por otro lado, tal como establece el diario El Economista, “la elasticidad precio de la demanda es la cantidad de un producto que deciden consumir las personas ante un aumento o reducción en su precio”. 

Además, de todas las variables que afectan el consumo de las personas, los expertos reconocen que el precio es la más importante, aunque aclaran que no es la única que interviene. Por lo tanto, si tienes en mente realizar diversos cambios en tu organización, saber qué es la elasticidad de la demanda y cómo calcularla te será más útil. 

En resumen, mientras que, para la elasticidad de la demanda el consumo de los clientes se ve afectado por distintos factores; en la elasticidad del precio de la demanda el único determinante es el precio. 

mujeres leyendo que es elasticidad de la demandaImagen: Pexels

¿Qué factores influyen en la elasticidad de la demanda?

Ahora que ya conoces qué es elasticidad de la demanda, seguro te estarás preguntando cuáles son los factores que influyen en la elasticidad de la demanda, es decir, qué hace que la demanda de un producto aumente o disminuya. 

Como vimos antes, uno de los factores que influyen en la elasticidad de la demanda es el precio, sin embargo, existen otros determinantes.

Primero, hay que considerar que la elasticidad de la demanda depende del tipo de mercado al que pertenece un bien o servicio. A partir de eso, habrá que analizar si el producto es esencial o si puede ser sustituido con facilidad. 

Adicionalmente, el portal financiero Rankia, nos resume los determinantes de la elasticidad de la demanda en esta lista: 

  • Nivel de ingresos del consumidor: si el producto abarca un gran porcentaje de la remuneración de los clientes, probablemente no lo adquieran. 
  • Preferencia del cliente: el consumidor siempre estará dispuesto a pagar por el producto o servicio de su marca favorita, a menos que el cambio sea drástico. 
  • Tipo de bien: si son bienes de primera necesidad o de lujo, la respuesta a los cambios de precio será diferente para los consumidores.  
  • Precio de los bienes sustitutos: las personas suelen evaluar las opciones antes de comprar un producto, por ello, es importante prestar atención a tus competidores. 

Por último, es importante aclarar que, a largo plazo, la elasticidad de la demanda siempre aumenta. Por ende, los cambios ocurridos en una primera etapa, que se mantienen en el tiempo, pueden traer más consecuencias para la organización. 

cursos gratis en crehana

¿Cuáles son los tipos de elasticidad de la demanda?

Para este punto, ya conoces qué es la elasticidad de la demanda y los factores que la determinan. Por lo tanto, ahora es momento de conocer sobre cuáles son los tipos de elasticidad de la demanda.

1. Demanda elástica

Este tipo de elasticidad de la demanda hace referencia a un alto nivel de sensibilidad sobre los factores que influyen en un bien. Según el blog Econosublime, en este caso, “si la empresa sube los precios perderá muchos clientes y, si los baja, podrá ganar muchos”.

Si tienes una demanda elástica, te recomendamos bajar los precios para ganar más clientes. Debido a que la reducción del precio se compensa con el volumen de ventas, tus ingresos no se verán afectados.

recursos gratis crehana

2. Demanda inelástica

Por el contrario, en la demanda inelástica, los consumidores no son sensibles al cambio de los factores que influyen en la elasticidad de la demanda. En otras palabras, si aumentas el precio, tu empresa ganará más dinero, aunque es posible que pierda algunos clientes por esta modificación. 

En el caso de que tengas una demanda inelástica, te sugerimos subir tus precios para recibir más ganancias. Como te comentamos antes, es posible que algunos consumidores dejen de comprarle a tu marca, sin embargo, estos serán muy pocos como para afectar negativamente tus beneficios mes a mes.

3. Demanda unitaria

Se da cuando los cambios de los factores determinantes generan cambios en la demanda de manera proporcional. Es decir, si el precio de un producto baja, siguiendo la teoría de la elasticidad unitaria; la demanda, en lugar de aumentar, también disminuiría.

Encontrar bienes o servicios de este tipo es poco frecuente, por lo tanto, este tipo de elasticidad de la demanda no se suele aplicar mucho. 

 

¿Cómo calcular la elasticidad de la demanda? 

Por último, en este apartado, descubrirás cómo hallar la elasticidad de la demanda. De acuerdo a la Startup Guide Ionos, primero, debes encontrar el cambio porcentual de la demanda y de los factores que estés analizando. 

Luego, deberás dividir ambos valores siguiendo esta fórmula:

E = Cambio porcentual de la demanda / Cambio porcentual del factor “X”

Según el resultado que obtengas, podrás identificar cuál es el tipo de elasticidad de la demanda que tienen tus productos o servicios. Para ello, considera los siguiente: 

  • E > 1 = elástica
  • E < 1 = inelástica
  • E = 1 = unitaria

Ahora bien, si el resultado es 0, esto quiere decir que los cambios en el precio no influyen en ningún nivel sobre la demanda del bien. Esto podría suceder en el caso de los medicamentos, los cuales son adquiridos sin importar la modificación en el precio. 

Una vez que tengas el resultado, podrás tomar decisiones más eficientes para administrar tu negocio, especialmente al calcular el precio de ventas. Si quieres que tu producto o servicio mantenga una demanda inelástica, Yoel Chimpler, profesor del curso de emprender para ser feliz, aconseja lo siguiente: 

“Para poder competir y ganar en un mercado, tu emprendimiento debe tener alguna ventaja competitiva, algún valor diferencial".

equipo calculando elasticidad de la demandaImagen: Pexels

Esperamos que este artículo te permita tomar las mejores decisiones al ejecutar cambios en tu negocio. Conocer qué es la elasticidad de la demanda y los factores que la determinan, te permitirá decidir si es una buena idea realizar modificaciones, como aumentar precios o retirar ciertos productos de tu negocio. 

Te recomendamos que al hacer una modificación en tu empresa, negocio o proyecto, siempre tengas en cuenta cuáles serán las consecuencias. Por ejemplo, si estás pensando en aumentar los precios de tus productos, pregúntate si realmente será beneficioso o si tus productos son tan necesarios que a los clientes no les importará pagar más. 

De igual forma, es importante que sigas desarrollando tus habilidades para vender tus productos de forma exitosa. Para ello, te recomendamos inscribirte en nuestra academia de ventas, puntualmente, en la ruta de aprendizaje de pitch y cierre de ventas

¡Muchos éxitos!

También podría interesarte