🍎¿Qué es la deshidratación de alimentos? | Guía completa | Crehana
Descubre cómo funciona la deshidratación de alimentos y empieza tu camino hacia una vida sana

Descubre cómo funciona la deshidratación de alimentos y empieza tu camino hacia una vida sana

Última actualización 20 de Diciembre del 2021Tiempo de lectura: 7 min.

Andrea Flores

La deshidratación de alimentos es una de las maneras más antiguas para conservar nuestra comida de forma saludable. ¿Sabías que, antes de que existiera la congelación o el enlatado, los métodos de deshidratación de alimentos era la manera más común de guardar la comida? 

Una de las razones principales es que la conservación de alimentos por deshidratación hace que cualquier tipo de comida mantenga sus propiedades y su sabor por más tiempo. Además, estos últimos se potencian y tienen un gusto aún mejor. 

Pero, ¿qué es la deshidratación de alimentos? ¿Cuáles son las ventajas y desventajas de los diversos métodos de conservación de alimentos por deshidratación? En este artículo, responderemos a esas y a otras preguntas sobre cómo deshidratar alimentos.

¿Estás listo para conocer este efectivo método para conservar tu comida fresca y sana? ¡Sigue leyendo! 

¿Qué es la deshidratación de alimentos?

Según el Consejo Argentino de Alimentos y Nutrición, la deshidratación de alimentos hace referencia a los procesos, ya sean naturales o artificiales, a través de los cuales se elimina la totalidad de agua de un alimento fresco con el fin de disminuir el riesgo de contaminación y aumentar su vida útil.

Asimismo, la deshidratación de alimentos nos permite preparar un sinfín de platos alternativos. Esto se debe a que, además de conservar la misma cantidad de nutrientes, vitaminas y minerales durante todo el proceso, los alimentos deshidratados alcanzan un sabor concentrado y llamativo. 

Por lo tanto, aprender sobre la deshidratación de alimentos te sirve no sólo para conservar tus snacks o alimentos favoritos, sino también para disfrutar más de tu comida en cualquier momento del día.

alimentos deshidratadosImagen: Pexels

¿Cuáles son las diferencias entre la deshidratación de alimentos y los otros tipos de conservación? 

Ahora que ya sabes qué es la deshidratación de alimentos, es importante que conozcas cuáles son las diferencias que la hacen destacar por sobre los otros métodos de conservación de alimentos.

En este caso, analizaremos la deshidratación de alimentos frente a dos tipos de conservación que seguramente utilizas en tu día a día: el congelado y el enlatado. Así, podrás elegir la mejor opción para conservar, almacenar y guardar tu comida.

 

1. Congelación

Si comparamos la deshidratación de alimentos frente al método de congelación de los mismos, este último hace uso del frío extremo para conservar los alimentos.

Congelar los alimentos afecta la calidad de los nutrientes debido a que el agua convertida en hielo altera la estructura molecular de estos. Por eso, los productos congelados pueden tener un sabor y una consistencia diferente al producto cuando está fresco.

metodos de conservacion de alimentos en frioImagen: Pexels

2. Enlatado

En comparación con el uso del calor que se emplea en la deshidratación de alimentos, el enlatado somete los alimentos a temperaturas mucho más altas (116°C a 121°C).

En este caso, también se produce un cambio molecular en los nutrientes de los alimentos enlatados. Además, hay que tener en cuenta que los alimentos enlatados suelen mantenerse en latas de aluminio durante largos periodos de tiempo, lo que puede llegar a ser tóxico para el organismo.

metodo de conservacion de alimentosImagen: Pexels

¿Cuáles son las ventajas y desventajas de la deshidratación de alimentos?

Como cualquier método de conservación de alimentos, los alimentos deshidratados nos ofrecen puntos en contra y a favor que debemos considerar antes de incluirlos como parte de nuestra alimentación saludable

Ventajas de la deshidratación de alimentos

Comencemos por describir cuáles son las ventajas de deshidratar alimentos para comprender por qué este es uno de los métodos más populares para conservar diversos productos en casa. 

  • La deshidratación de alimentos permite conservar todo tipo de comida como frutas, verduras, carnes, pescados, hierbas, galletas, pizzas, pan.
  • Este método hace posible que la comida dure meses o años, lo cual dependerá únicamente del agua que tengan los alimentos deshidratados.
  • La deshidratación de alimentos mantiene las propiedades nutricionales de los alimentos, es decir, no se pierden proteínas, hidratos de carbono, grasas o lípidos. 
  • Cualquier de los métodos para deshidratar alimentos tiene como resultado una reducción en el espacio de almacenaje.
  • La deshidratación de alimentos intensifica los sabores de las comidas porque produce, precisamente, una concentración de los mismos. 
  • Los alimentos deshidratados son fácilmente transportables. Por eso, son ideales si estamos realizando un viaje o una excursión, ya que ocupan poco espacio. 
  • La deshidratación de alimentos nos permite aprovechar al máximo las frutas y verduras que tenemos antes de que se malogren.
  • Los alimentos deshidratados son fáciles de preparar, así que ahorras tiempo y energía al optar por ellos. 

Por lo tanto, la deshidratación de alimentos nos da como resultado unos snacks nutritivos, que son una buena opción como merienda dentro de una dieta balanceada. Recuerda que, como dice Adriana Puente, profesora del curso de nutrición saludable

“Una mala nutrición puede afectar nuestra salud y bienestar diario, por lo tanto, puede reducir nuestra calidad de vida, por ejemplo, a través del estrés y el cansancio”.

Para evitar ello, ahondar en la deshidratación de alimentos y todo lo que te ofrece es una de las mejores alternativas que tienes a la mano para cuidar tu salud. Adicionalmente, puedes revisar esta lista de compras saludables para saber qué deberías adquirir en tu próxima visita al supermercado. 

que alimentos se pueden deshidratarImagen: Pexels

Desventajas de la deshidratación de alimentos

Por otro lado, también debes conocer cuáles son las desventajas de deshidratar alimentos. Antes de conocerlas, es importante destacar que la mayoría de estos puntos serán más evidentes si no se ha llevado a cabo un proceso adecuado de deshidratación. 

  • La comida puede encogerse considerablemente.
  • Las frutas y verduras pueden perder su color y sabor.
  • Se pueden perder los sabores y aromas de las comidas.
  • La comida puede adoptar un aspecto blando o plástico.

Para evitar cualquiera de estos casos, a continuación, te explicaremos cómo puedes realizar una correcta deshidratación de alimentos. 

 

¿Cómo se realiza la deshidratación de alimentos?

Ahora que ya conocemos en qué consiste la deshidratación de alimentos, cuáles son sus diferencias frente a otros métodos de conservación de alimentos, así como sus ventajas y desventajas, es momento de que descubras cómo se lleva a cabo este proceso. 

Para comenzar, es necesario que sepas que no existe una sola forma de deshidratar alimentos, sino que hay varias. Puedes elegir entre tres alternativas, según tus preferencias o de acuerdo a los recursos que tengas a la mano.

A continuación, te explicamos cómo funciona cada uno de estos métodos de deshidratación de alimentos.

1. Deshidratador de alimentos

Si quieres facilitarte las tareas relacionadas con la conservación de comida, el deshidratador de alimentos te permitirá secar alimentos con un método muy sencillo de usar.

Este aparato eléctrico es, como su nombre lo dice, una máquina para deshidratar alimentos. El deshidratador de alimentos produce un flujo de aire caliente y una ventilación forzada que elimina la humedad de los alimentos por completo.

Las ventajas de usar el deshidratador de alimentos son varias:

  • Podemos elegir de manera más precisa el tiempo y la temperatura para el proceso de deshidratación de alimentos.
  • Al deshidratar alimentos en temperaturas que rodean los 40°C, todas las vitaminas y nutrientes de los alimentos deshidratados se mantienen intactas.
  • Tenemos la posibilidad de elegir diferentes tipos de texturas, desde láminas crujientes, chips u hojuelas hasta texturas más gruesas como las de las galletas.
  • El deshidratador de alimentos tiene un bajo consumo eléctrico.

Actualmente, en el mercado encontramos diversos modelos de deshidratadores de alimentos entre los que podemos elegir uno según nuestros gustos y necesidades.

deshidratacion de alimentosImagen: Pexels

2. Horno de cocina

Emplear el horno de cocina es otra alternativa para la deshidratación de alimentos. Puedes deshidratar alimentos en el horno colocando la comida a bajas temperaturas y dejando la puerta entreabierta unos 5 o 10 centímetros para que pueda salir la humedad.

De acuerdo a Naturarla, blog informativo de Arla Foods, numerosos estudios científicos indican que la temperatura ideal para deshidratar alimentos es de hasta 45º. Los expertos afirman que, si el calor es mayor, las enzimas de los alimentos, de gran importancia para la digestión, empiezan a desaparecer.

Ahora, si te preguntas cuáles son los alimentos que se pueden deshidratar para su conservación, aquí te dejamos una lista:

  • Carnes, como la de ternera, sazonada con ajo, pimienta y sal.
  • Plátanos, nabos, papas, champiñones y tomates para preparar chips u hojuelas crocantes.
  • Entre las hierbas recomendamos la albahaca, el perejil y el orégano.
  • Las manzanas, con miel y canela como tentempié.
  • Entre las frutas recomendamos las fresas y los kiwis.

deshidratacion de alimentos en hornoImagen: Pexels

3. Secado al sol

Entre todos los métodos de deshidratación de alimentos, el secado al sol es la forma más antigua para deshidratar alimentos, la cual permanece vigente debido a lo efectiva que es.

La deshidratación de alimentos no es un invento nuevo, ya que se inició en el periodo Neolítico, es decir, entre el año 10,000 a.C y el 7,000 a.C. Así es, ¡los hombres de la Edad de Piedra y las civilizaciones posteriores practicaban este tipo de conservación de alimentos! 

Si quieres usar esta alternativa para la deshidratación de alimentos, debes tener en cuenta el clima. Esto quiere decir que sólo si las condiciones atmosféricas lo permiten, podrás deshidratar alimentos con el secado al sol.

La temperatura mínima necesaria debe ser 30°C y la humedad debe ser menor del 60%. Como puedes ver, el secado al sol es un método de deshidratación de alimentos que depende enteramente del clima en el que nos encontremos para poder llevarlo a cabo.

deshidratacion de alimentosImagen: Pexels

En conclusión, la deshidratación de alimentos es una alternativa sana para comer de manera más equilibrada, disfrutar de un nuevo sabor y aprovechar al máximo cada carne, fruta o verdura que tienes en casa.

Así que, si estabas pensando en darle un giro a tu estilo de vida, la deshidratación de alimentos será una práctica muy útil para ti. Además, te recomendamos revisar estos blogs de nutrición para inspirarte cada día con nuevas comidas para cuidar tu salud. 

Por último, en el caso de que quieras seguir descubriendo más sobre temas que contribuirán a tu bienestar, puedes inscribirte en el curso de preparación de batidos y revisar nuestro catálogo de cursos de cuidado personal

¡Mucha suerte!

También podría interesarte