💬 Adjetivos en inglés: una lista esencial para tu vocabulario | Crehana para empresas
Ok, Nice, Cool, y otros adjetivos en inglés que deberías adorar

Ok, Nice, Cool, y otros adjetivos en inglés que deberías adorar

Última actualización 31 de Julio del 2021Tiempo de lectura: 7 min.

Jorge Iván Cubillos Aldana

La situación es esta: no eres bilingüe al 100%, pero puedes leer un libro entero en inglés, agregas canciones de cantantes y bandas anglo a tus playlist personales porque conectas con su letra, prefieres ver tus películas o series sin subtítulos en español —y de hecho no tienes problema en verlas con su audio original—, además de que acabas de aplicar a la vacante para una de esas posiciones soñadas que terminan en “Manager”, “Specialist”, “Director”, “Writer”, o cualquiera que vaya alineada con tu crecimiento personal, con una exigencia en el texto que describe a la posición disponible —en inglés, por supuesto— que dice “Fluent English is a must” —si es que ya no tienes el puesto—. Es decir, eres aptx para salir a comerte el mundo, pero, como no eres nativx, en ese libro, esa canción y esa videollamada puede que haya un vacío en el que te obligues a parar para verificar qué fué lo que ahí dijeron, o cuál otra palabra podrías usar. Un asunto de vocabulario normal, considerando que es bastante difícil que una persona no nativa domine la misma cantidad de palabras de un idioma que una persona que sí lo es —se estima que un nativo domina alrededor de 15000 a 20000 familias o raíces de palabras en su primer idioma, y una persona que no lo es, unas 3000—. Así que, por este lado, no debería realmente existir una preocupación, si no más bien despertarse un interés por aprender aquella palabra que originó ese vacío. Sin embargo, dado que el factor determinante para fortalecer el vocabulario en cualquier idioma, además de estudiarlo, es su frecuencia de uso, en la vida cotidiana sí que hay palabras de uso frecuente que te permiten expresar las emociones más básicas, describir cómo es una persona, una cosa, o una situación hasta crear lazos familiares de entrada, dependiendo dónde te encuentres. Los adjetivos más usados en inglés, en español, o en cualquier idioma siempre van a ser ese paso básico para fortalecer tu uso del lenguaje de una manera más natural.

Foto en Pexel

“Piensa rápido en esto: ¿Cómo se dice nadar en inglés? Ahora, ¿Cómo se dice bostezar?”, señala Andrés Pérez, director de ACES English, una firma en Bogotá, Colombia, que acompaña a altos ejecutivos a mejorar el uso del idioma inglés. Andrés asegura que si respondiste rápido la primera pregunta, pero dudaste en la segunda, el punto no radica en conocer tantas palabras como puedas, sino en entender que el vocabulario, idealmente, debería estar supeditado a las necesidades de quien lo usa. “Posiblemente no sales a nadar frecuentemente, pero sí bostezas todo el tiempo, y en el día a día del aprendizaje de vocabulario en inglés suele ser más popular lo primero, que lo segundo”, aclara.  En el caso de los adjetivos más comunes en el inglés, aclara que, más que adjetivos per sé, lo que se buscan son palabras que cumplan esa función de cualificar un sustantivo, que ojalá sean bastante útiles en el día a día.

Como hay cierto poder innegable de la historia que nos pone a discutir sobre el origen de todo lo que vemos, usamos y creemos, más que navegar en una lista de adjetivos populares en inglés, vale la pena indagar en el origen de los adjetivos por sí mismos, entre los cuales hay algunos que han trascendido a otros idiomas para ser adoptados a manera de coloquialismo o “slang”. Revisemos algunos.

Ok

Foto en Pexel

Okey. Así se pronuncia en cualquier idioma, seguro que lo usas, o te lo han dicho, o lo has escuchado veces incontables en cualquier escenario. Increíblemente no es el que más aparece en cualquier lista de adjetivos en inglés, pero su lugar lo tendría bien merecido puesto que, además de su uso a nivel mundial, tiene de maravilloso que también es sustantivo, adverbio e interjección. El uso de ok como adjetivo se da para referirse a algo que está bien o en buen estado, a algo aprobado, o aceptado, o a algo que está permitido o autorizado. Y, aunque el diccionario online de etimología señala que O.K. es una abreviatura sobreviviente de la jerga callejera de Boston y Nueva York de 1939, caracterizada por abreviar frases comunes  con errores ortográficos deliberados y jocosos, en este caso "oll korrect" —no te lo esperabas, ¿o sí?—, su origen ha sido motivo de estudio en distintos escenarios. Se sabe que la palabra, durante el siglo XIX, fue sinónimo de incultura, pero se popularizó dado que, para las elecciones de 1940, a un antiguo presidente se le dificultaba decir el nombre de uno de los candidatos, "Old Kinderhook", y empezó a usar la abreviatura de su nombre O.K., encontrando un nicho que empezó a utilizarla en documentos o en el telégrafo para indicar que todo iba bien. No obstante, también se le atribuye un origen militar. Se dice que durante  la Guerra Civil estadounidense las tropas que regresaban sin ninguna baja marcaban en un tablero la expresión “0 Killed”, y a raíz de ello la abreviatura empezó a tomar un sentido positivo hasta lo que hoy significa. Después de leer esto, seguro no vas trivializar el  adjetivo más popular del lenguaje en todo el mundo para decirle decirle a alguien todo anda bien. No lo hagas. ¿Okey?

Nice

Foto en Pexel

Aunque en casi toda lista de adjetivos en inglés aparece esta palabra que, para muchos, es trillada y poco interesante para referirse a que algo es agradable, sin duda vale la pena recapitular en su procedencia, y en sus alcances. No es una palabra tan popular como Ok, pero ha sido adoptada de forma moderada por personas en países hispano hablantes con el mismo sentido que tiene actualmente en el inglés o en el francés, de donde proviene originalmente, para hacer una referencia positiva. Pero, de la lista de adjetivos comunes del inglés, esta es una palabra sorprendente si se tiene en cuenta que no siempre tuvo aquella connotación por la que es conocida. Antes de 1300 “Nice” tenía un sentido diferente que hacía referencia a “tonto”, “ignorante”, “frívolo”, “insensato”, “descuidado”, “torpe”, “débil”, “pobre”, “necesitado”, “simple” y “estúpido”; para luego, un siglo después, suavizar su significado hacia algo “delicado”, pasando por un proceso de transformación que la llevó, desde 1500 a tomar el sentido de  “agradable”, hasta “agradable” y “delicioso”, y luego extendiendo su connotación también a “amable”, “atento” desde el siglo 18 hasta la actualidad. Es decir, otra palabra para no tomarse a la ligera y expresar con total seguridad que ese texto, o esa persona son muy “nice”.

Cool

Foto en Pexel

¿Sabes qué tan cool eres? ¿Algo te parece cool? Al igual que “Ok”, y superando por mucho a “Nice”, esta es una de las palabras de siempre en las listas de adjetivos en inglés que ha sido adoptada más allá de su idioma original, con múltiples connotaciones. El sentido crudo de este adjetivo hace referencia a algo frío, o fresco, e hizo referencias en sentido figurado hacia la frialdad o la frivolidad. Sin embargo, en 1933 la palabra se incorporó a la jerga callejera para referirse a estar a la moda, a algo que se pusiera de moda, o a algo que pudiera serlo. Pero, su salto a la fama se le debe al jazz, gracias al saxofonista tenor Lester Young en la década de 1940, dado que fue él quien la popularizó, primero en los círculos del jazz, incorporándola a su discurso para hablar de estar tranquilo y relajado. No hubo muchos cambios en la connotación, y hoy en día es uno de los adjetivos más usados en el mundo.  ¡Gracias por el tipo más “cool”, Lester!

Good

Foto en Pexel

Es curioso que el adjetivo más usado del inglés no sea el de mayor exportación. O, bueno, sí, pero no. A diferencia de los adjetivos antes mencionados, que han sido adoptados en el día a día por personas no anglo parlantes, y que a través del tiempo han transformado su significado, “Good” sigue siendo una palabra universalmente conocida, pero no universalmente adoptada. James Brown —búscalo si sabes quién es Bruno Mars, pero no sabes quién es Brown— lanzó “I feel good” en 1964 y, desde entonces, es casi imposible que cualquier persona viviente entre la segunda mitad del siglo XX y el presente no se enterara que el adjetivo “Good” hace referencia a una sensación de bienestar. Desde marcas de neumáticos como Good Year hasta programas de televisión tradicionales como Good Morning América, el segundo más visto de los Estados Unidos, han adoptado esta palabra que, indudablemente, no podemos evadir. Es una muletilla abrazada por quienes tienen vocabulario limitado en inglés, y un obstáculo para los sabelotodos del idioma que quieren decirte: ¡Por favor, ya no digas más Good, ni Nice!

Aprende cómo llevar una reunión de negocios online en inglés de principio a fin en este curso de Veronica Ramirez

Bad

Foto en Pexel

Desde Bad Habbits, la más reciente canción de Ed Sheeran, hasta Bad, de Michael Jackson, uno de los álbumes más vendidos de todos los tiempos, hay una única connotación que hace a esta palabra tan especial, y tan opuesta a las del resto de esta pequeña lista. La referencia a algo malo, negativo, malvado ha sido desde siempre, pero fue hasta 1700 que esta palabra, uno de los adjetivos en inglés más usados era representativa como la antítesis ordinaria del bien, hasta que la literatura supo darle algunas connotaciones variadas, pero relacionadas a su orígen. El uso de Bad en el lenguaje es muy amplio. Además de referirse a lo “Malo”, ha sido usada para referirse a lo "feo", "defectuoso", "débil", "infiel", "descarado", "torcido", y "sucio" hasta darle un uso coloquial de “incómodo”, “lo siento”. La palabra es una genialidad teniendo en cuenta que, como las otras mencionadas en esta lista, también tuvo su apogeo en el lenguaje callejero, ¡nuevamente gracias al jazz! En 1928, se dice, en la tradición oral afroamericana se empezó a emplear el concepto “bad nigga” para referirse, por un lado, a los esclavos negros a manera de reproche por parte de los blancos, pero también dentro de la comunidad negra para referirse a los suyos que se enfrentaron alguna vez a las injusticias. 

 

Hablemos de adjetivos

Héctor Zamora, cabeza de Marketing y Comunicaciones del British Council en México, recuerda que los adjetivos en inglés son casi incontables, y aclara que existen seis tipos de ellos que inciden en la manera como afectan al sustantivo:

  • Calificativos o descriptivos: “dan una propiedad física, emocional o abstracta”. 
  • Demostrativos: “determinan la posición (cercanía o lejanía física o temporal) del sustantivo con respecto de quien habla”.
  • Cuantitativos: “permiten numerar o agrupar por cantidad sustantivos” 
  • Interrogativos: “son palabras que piden información sobre un sustantivo. Se pueden relacionar con las WH questions, sin embargo, estas no siempre funcionan como adjetivos, sino solo cuando están directamente relacionados con un sustantivo —What, Where, Which, Whose, Why—”.
  • Posesivos: “ayudan a conocer a quién pertenece un objeto o la relación que una persona tiene con otra”. 
  • Numéricos: “sirven para contar y se dividen en dos tipos: cardinales y ordinales. Los primeros son el número tal cual (one, two, three…), mientras que los segundos son aquellos que permiten expresar una sucesión o posición (first, second, third…)”.

También menciona que, como regla complementaria, hay verbos terminados en “ing” o en “ed —como “interesting” o “bored”— que también pueden hacer las funciones de adjetivo, sobretodo si van después del verbo to be. 

Así que, la próxima vez que vayas a sostener una conversación en inglés en cualquier ámbito, nunca lo obvies, puedes usar tantos adjetivos y formas de usarlos como se te ocurra. 

Pero, ¿Y los ejemplos? No te apures, no nos íbamos a ir sin dejarte una lista de adjetivos en inglés para que puedas ampliarla como necesites. Te citamos los adjetivos que, según el diccionario de Oxford, aparte de los que mencionamos en este blog post, son los más usados por los nativos en su día a día:

  • new
  • first
  • last
  • long
  • great
  • little
  • own
  • other
  • old
  • right
  • big
  • high
  • different
  • small
  • large
  • next
  • early
  • young
  • important
  • few
  • public
  • bad
  • same
  • able

¿Cuáles sientes que deberían estar en este listado?

También podría interesarte