¿Tu equipo comercial no cierra las ventas? Reduce tu estrés con estos tips

Última actualización 30 de Junio del 2020

user

Juliane Angeles

¿Tu equipo comercial no cierra las ventas? Reduce tu estrés con estos tips ¿Tu equipo comercial no cierra las ventas? Reduce tu estrés con estos tips

Tenemos que decirlo: si eres responsable del área comercial de tu empresa o el representante de ventas, no hay forma de evitar el estrés. De ahí que la mayoría de personas piense —y con justa razón— que trabajar en ventas es difícil. Si bien no podemos esquivar la ansiedad, como quien esquiva un balón, sí podemos controlarla.

Ahora veamos tu caso. Si saber que tu equipo comercial no está llegando a sus metas ha disparado tus niveles de estrés, déjanos decirte que hay formas de conducir esa presión para impulsar un proceso de ventas más sólido (que incluso te respalde cuando te vuelvas a encontrar en una situación similar).

estrés por ventas

¿Cuál es la clave para lograrlo? No te centres solo en aliviar tu tensión. Eso está muy bien, pero como mencionamos líneas arriba, el estrés es inevitable. Volverá a aparecer. Así que, haz algo más: toma esa presión y canalízala a favor de tu proceso de ventas. Cambia el enfoque. En esta nota te decimos cómo hacerlo.

Pero antes, empieza contigo.

1. Duerme lo suficiente

No dormir entre 7 y 8 horas por la noche puede aumentar tu tensión. Si quieres dominar el estrés antes de que él te domine a ti, lo primero que tienes que hacer es dormir lo suficiente. ¿Cómo lograrlo? Sigue estos consejos:

• Antes de dormir, relájate. Por ejemplo: lee un libro, escucha música, realiza estiramientos y/o ejercicios de respiración.

• No trabajes en la cama. No contestes correos electrónicos o mensajes de WhatsApp, a menos que sean urgentes.

• Evita desvelarte.

¡Adiós insomnio!: El manual del buen sueño

tips para dormir mejor

Según los Institutos Nacionales de la Salud (NIH) de los Estados Unidos, para dormir más haz lo siguiente:

• Ve a dormir a la misma hora cada noche y levántate a la misma hora cada mañana.

• Evita las siestas después de las 3 p.m.

• Mantente alejado de la cafeína y el alcohol por la noche.

• Evita la nicotina por completo.

• Haz ejercicio con regularidad. Aunque no es recomendable hacerlo 2 a 3 horas antes de la hora de acostarse.

• No comas alimentos pesados por la noche.

• Haz que tu dormitorio sea cómodo y esté lo suficientemente oscuro y tranquilo para dormir.

¿Sabías que una habitación oscura disminuye el tiempo que tardamos en dormirnos? Si quieres mejorar tu calidad de sueño, ya sabes lo que tienes que hacer. Y si por algún motivo, tu habitación no puede permanecer oscura, te recomendamos usar un antifaz.

estrés equipo comercial

Foto: Freepik

2. Revierte el agotamiento con una rutina de ejercicios

No permitas que el trabajo absorba tu tiempo por completo. Es cierto que, con un horario completo, es difícil encontrar una hora para hacer ejercicios, pero ¿qué tal si lo intentas?

Aunque no lo parezca, una rutina interdiaria de ejercicios puede revertir el agotamiento producido por el estrés.

Hoy en día hay varias alternativas que no te exigen salir de casa. ¿Y si te inscribes en clases de yoga virtual? También podrías empezar por una rutina sencilla, como las que se pueden encontrar en algunos canales de YouTube. No es necesario que te conviertas en el rey o la reina del fitness.

Si quieres evitar que la tensión por las ventas te sobrepase, el siguiente paso es cuidar tu estado de ánimo y mantener tu mente clara. Y eso lo conseguirás haciendo actividad física.

3. Maneja tus expectativas

Lo tercero que tienes que recordar es que no todos los clientes potenciales terminarán en el proceso de venta. Por ello, es mejor que sepas manejar tus expectativas. De lo contrario, podrías caer en la decepción más de una vez. Y eso solo incrementará tu tensión.

Si tu equipo comercial no logró cerrar un trato con ese cliente, tal vez es mejor cambiar de estrategia. ¿Si en vez de enfocarse en concretar un trato con él, se centran en construir una relación? Tal vez no logren cerrar esa venta hoy, pero eso no significa que no puedan hacerlo a largo plazo. 

Tratar de convencer a un cliente puede generar más estrés, no necesariamente ventas. A veces, solo se trata de impulsar las ventas en el momento oportuno.

4. Fortalece la relación con tus clientes actuales y gestiona nuevas conversaciones

Tus clientes actuales son importantes, por eso debes hacerles saber —con cierta frecuencia— lo valiosos que son para tu empresa o agencia. No olvides fidelizarlos. Por ejemplo: a través de beneficios o regalos creativos.

Pero si quieres permanecer en el negocio, asegúrate que en tu cronograma mensual hayan espacios para gestionar conversaciones con nuevos clientes potenciales. Esto debe ser una prioridad.

gestiona conversaciones con clientes nuevos

5. Ejerce presión de forma adecuada

Usa el estrés a tu favor. Sabemos que esto puede parecer insólito y hasta contradictorio. Pero ¿y si empiezas a ver al estrés como un aliado? Esto no significa que te mantengas estresado/a todo el tiempo, no. Nos referimos a que ejerzas presión en tu equipo comercial de una manera saludable. ¿Cómo lograrlo?

• Destaca las habilidades de tu equipo.

• Establece metas reales.

• No seas ese tipo de líder que solo exige ventas y resultados y no es capaz de reconocer los logros de su equipo.

6. Incentiva a tu equipo comercial más allá de las frases motivadoras

Un/una líder de ventas que no sabe motivar a su equipo tiene menos probabilidades de éxito. Compartir frases motivadoras o enviar un correo de felicitación a tu equipo comercial porque logró cerrar una venta importante es un buen gesto, pero ¿y si haces algo más?

Recuerda que estás a cargo de un área altamente competitiva. Y si no sabes qué más hacer para estimular las habilidades de tu equipo, el estrés por la falta de ventas podría impactarlo de forma negativa. ¿Cómo lograr incentivar a tu equipo para impulsar las ventas?           

• Crea un programa de incentivos y amplíalo según las metas.

• Ofrece recompensas/premios que realmente incentive a tu equipo.

Alivia el estrés y la ansiedad en casa

alivia tu estrés en casa

Que te preocupes porque tu equipo no está llegando a sus metas comerciales es comprensible. Además, eso revela tu sentido de responsabilidad y compromiso con tu empresa. El problema ocurre cuando la tensión es constante y empieza a afectarte física y emocionalmente. 

Quizá ha llegado el momento de fortalecer las habilidades de tu equipo y usar nuevas herramientas. ¿Quieres saber cómo lograrlo? En Crehana para Empresas tenemos hasta cuatro programas disponibles. Te invitamos a conocerlos.

Recomendados para ti