🌱 ¿Cómo cuidar las plantas? Guía completa 2022 | Crehana
¿Cómo cuidar las plantas? La guía que necesitas para que tus plantas crezcan felices

¿Cómo cuidar las plantas? La guía que necesitas para que tus plantas crezcan felices

Última actualización 1 de Noviembre del 2021Tiempo de lectura: 7 min.

Lorena Paez

¿Has revisado muchas veces guías para aprender cómo cuidar las plantas? ¿Sientes que aún no sabes lo suficiente para considerarte un experto de la jardinería? Definitivamente, una de las actividades que han adquirido popularidad los últimos años es la jardinería. Es por esa razón que muchas personas quieren saber cómo cuidar las plantas de su jardín correctamente. 

En realidad, la jardinería siempre ha formado parte de la vida humana. Los primeros seres humanos en la tierra aprendieron que muchas plantas y verduras podrían brindar alimentos y recursos, así que aprendieron a plantarlas y cuidarlas. 

Obviamente, con el paso del tiempo muchas técnicas han evolucionado, y es por eso que muchas personas amantes de la vegetación buscan aprender diariamente cómo cuidar las plantas de su jardín. Cada tipo de planta es un mundo distinto, por lo cual también es necesario aprender cómo cuidarlas. 

En el artículo del día de hoy, te traemos la mejor guía para aprender cómo cuidar las plantas correctamente y mantener un jardín de cuento de hadas. ¡Prepara tus mejores herramientas de jardinería y ropa especial, que estamos por arrancar!

¿Cómo cuidar las plantas?

Tanto para el cuidado de tus plantas de interior o de exterior, es necesario que entiendas, primero, ciertos conceptos básicos de jardinería y medio ambiente. No te asustes, no tienes que estudiar la diferencia entre herbáceas anuales y perennes (aún).

Consultamos el curso online de Jardinería casera: Cultiva, decora y vive verde en busca de consejos sobre cómo cuidar las plantas. Paquita Romano, jardinera y profesora del curso, menciona que aprender sobre la naturaleza y los elementos que le dan vida a todo lo verde sirve muchísimo para entender cómo debemos cuidar las plantas. Es, de hecho, el primer paso.

Los 3 elementos más importantes que necesitan las plantas para crecer adecuadamente son:

  1. Condiciones de clima adecuadas para esa planta.
  2. Un suelo nutritivo que permita la circulación del agua y el aire (que sea permeable).
  3. Cantidad de luz conveniente para el tipo de planta que quieres cuidar.

A continuación, pasaremos a revisar cada uno de estos tres aspectos a profundidad. Estamos seguros que con esta nueva información en tu cabeza, la tarea de aprender a cómo cuidar las plantas de tu hogar quedará resuelta. 

Condiciones de clima adecuadas para esa planta

Si estás buscando aprender cómo cuidar las plantas correctamente, es necesario tener claro que cada planta es un ser único que va a necesitar de ciertas condiciones para poder desarrollarse. 

Por más ganas que puedas tener girasoles en tu jardín, si te encuentras viviendo en zonas con temperaturas bajas, seguramente nunca las veas florecer. Es por esa razón que debes tener muy en cuenta la información de cada flor antes de pensar en qué cuidados deben tener las plantas. 

Un suelo nutritivo que permita la circulación del agua y el aire (que sea permeable)

La mayoría de plantas, ya sean ideales para el interior o exterior del hogar, suelen necesitar un suelo fértil con los nutrientes suficientes para mantenerse vivas. Asimismo, debe poder absorber correctamente el agua, si que esta se empoce totalmente.  

Si bien existen suelos ideales con muchos nutrientes y buen drenaje de agua, actualmente, para tomar acciones para cuidar tus plantas, hay muchos abonos complementarios que pueden mejorar el suelo de casi cualquier hogar.

Cantidad de luz conveniente para el tipo de planta que quieres cuidar

Así como mencionamos en el primer punto, la cantidad de luz va a depender de los cuidados de las plantas que tengamos. Existen algunas plantas que para desarrollarse completamente necesitan estar en un jardín expuestas al sol directamente, mientras que hay otras a las que únicamente les basta con recibir luz natural desde la sombra. 

¡Ya veremos esto más adelante cuando hablemos de cómo cuidar las plantas de exterior e interior!

De forma resumida, podemos decir que las plantas necesitan para vivir ciertas condiciones dependiendo de su tipo. Entonces, es necesario que todos aquellos que están interesados en la jardinería aprendan esos detalles y tomen las medidas para cuidar las plantas en casa. 

como cuidar las plantas

Fuente: Pixabay

El clima y el cuidado de las plantas

En este mundo hay de todo: plantas resistentes al sol y al calor, plantas de clima frío, plantas que no necesitan mucha agua, plantas de humedad y sombra, y plantas de exterior resistentes a cualquier ambiente.

Para saber qué cuidados necesita una planta, debes reconocer en qué tipo de clima y ambiente vive mejor.

Evalúa el clima del lugar en el que vives y averigua qué tipo de especies de plantas se adaptan mejor en esos terrenos. Esto facilitará el cuidado de las plantas tremendamente, pues no las estarás forzando a crecer en terrenos extraños para ellas.

Considera lo siguiente para determinar los cuidados que necesitan las plantas:

  • ¿Cómo son las lluvias en el lugar donde vives? 
  • ¿Hay temperaturas muy altas o muy bajas? 
  • ¿Cae nieve? 
  • ¿Es una zona de fuertes vientos?

Para que te hagas una idea de cómo cuidar las plantas según el clima, a continuación, te vamos a mostrar algunos ejemplos de las plantas que son ideales según diferentes tipos de ambientes.

Plantas para zonas muy húmedas

Sabrás que vives en un ambiente húmedo si después de la lluvia, o luego de regar tus plantas, los charcos de agua persisten incluso después de varios días. Hay muchas especies de plantas que aman la humedad y crecerán sanas y fuertes en estos ambientes. 

Algunas de las plantas para terrenos húmedos que puedes sembrar en tu jardín, patio o terraza son:

Gloxinias

Si quieres saber cómo cuidar una gloxinia, ten en cuenta que este tipo de planta es perfecta para ubicarla en interiores. Sin embargo, asegúrate de que los rayos del sol no caigan directamente en ella, pues pueden terminar afectadas.

Del mismo modo, cuando vayas a regarla, procura no mojar ni sus hojas ni sus flores. Esto será importante para que conserven su esencia y sepas cómo cuidar las plantas en una zona de alta humedad.

Caladios

También conocidas como Caladium, estas plantas herbáceas son ideales para vivir en ambientes húmedos. Además de contar con grandes hojas coloridas de diferentes formas, según los cuidados de la planta, cuentan con grandes raíces que permiten que absorban grandes cantidades de agua. 

Si te preguntas cómo cuidar las plantas denominadas caladios, en realidad, es una de las mejores plantas para empezar en el mundo de la jardinería casera. Los cuidados que requiere son casi mínimos. Únicamente, debes asegurarte de que tu tierra siempre esté húmeda y que no esté expuesta al sol durante periodos prolongados de tiempo.

Violetas africanas

También llamada como Saintpaulia, es un género de 6 especies perteneciente a la familia Gesneriaceae. Según la web de la asociación Española de centros de jardinería, Verde es vida, esta planta proviene de zonas muy tropicales, específicamente de Tanzania y Kenia. Es por esta razón que están totalmente habituadas a los ambientes muy húmedos y necesitamos saber cómo debemos cuidar las plantas. 

Estas plantas ideales para la decoración de tu jardín necesitan vivir en ambientes con una temperatura templada, aproximadamente 18 grados. Asimismo, requieren recibir luz natural todo el año; sin embargo, no pueden estar expuestas al sol directamente, únicamente en invierno. 

¿Qué podemos hacer para proteger las plantas de las violetas africanas? Aunque no es una planta que se caracteriza por necesitar mucho fertilizante, sí lo necesita en los meses de mayor calor. 

Fitonias

Los cuidados de las plantas herbáceas de tan solo 20 cm de altura son ideales si te encuentras viviendo en una zona que se caracteriza por ser muy húmeda. Este tipo de plantas son ideales para la decoración, y lo mejor de todo es que no son difíciles de cultivar. 

Entre los principales cuidados para las plantas que debes tener en cuenta si te interesa tener Fittonias en el jardín tenemos que no necesitan sol, sino lo contrario, es necesario que las mantengas húmedas a cada momento. Así que si te consideras de aquellas personas que disfrutan regar sus plantas, esta puede ser una gran opción para ti. 

Spathiphyllum

Esta planta es conocida como la flor de la paz o cuna de moises. Pertenece a la familia Araceae y es proveniente de latinoamérica, específicamente de México y zonas tropicales de América. ¿Quieres saber cómo cuidar plantas de interiores como esta? ¡Sigue leyendo!

Si bien esta planta es ideal para la decoración dentro de tu casa, decidimos colocarla en la sección de plantas húmedas porque suele necesitar grandes cantidades de agua. 

Entre los principales cuidados de las flores de esta planta, se encuentra mantenerla en lugares con luz sin una exposición directa, un riego diario con agua destilada y se recomienda que limpies sus hojas semanalmente, ya que, como es blanca, puede ensuciarse con facilidad. 

¡Aprender sobre cómo cuidar las plantas nunca fue tan interesante!

Marantas

Al igual que las gloxinias, las marantas son un tipo de planta que no debe exponerse a la luz natural de forma directa.

Durante el crecimiento de esta planta, es vital que, constantemente, mantengas su tierra húmeda pero sin llegar a empaparla. 

Begonias

¿Buscas saber cómo cuidar una begonia? Entonces, debes saber que a esta planta le encantarán las zonas oscuras de tu casa, pero necesitarán cierto grado de calor para mantenerse vivas.

Este es, quizás, uno de los tipos de plantas que requieren una mayor cantidad de agua. Si quieres aprender cómo cuidar las plantas de esta especie, lo mejor es que te fijes constantemente en su tierra para que te des cuenta si está o no hidratada.

Claveles

Si te gusta la jardinería, sabrás que los claveles son una de las flores más apetecidas para detalles y decoraciones.

Lo cierto es que, saber cómo cuidar claveles, es una tarea fácil y sin muchas complicaciones, pues solo necesitas buena iluminación, regarlas cuando veas que su tierra está seca y eliminar las flores secas para darle la oportunidad de crecer a otras.

Helechos

Este tipo de planta puede vivir en lugares sombríos, pero necesitan bastante luz sin acudir directamente los rayos del sol.

En temporadas calurosas, es recomendable regarla dos veces al día.

plantas para zonas húmedas

Imagen: Jardinería On

Plantas para clima seco y caluroso

Si vives en un lugar donde el sol cae fuerte, las temperaturas se alzan y cualquier rastro de lluvia se evapora en cuestión de horas, deberías sembrar plantas resistentes al clima cálido.

Aquí te dejamos un listado con algunas plantas ideales para clima seco y caluroso:

Verbenas

Las verbenas son un tipo de planta que no tolera el exceso de agua, así que haz lo posible por hidratarlas de forma moderada. Aunque son plantas de clima seco, no es recomendable ubicarlas de tal manera que la luz del sol caiga directo sobre ellas.

Tulipanes

Los tulipanes son de las pocas flores que no requieren un riego frecuente. De hecho, saber cómo cuidar tulipanes consiste en regarlas dos o tres veces por semana si están en interiores.

Si permanecen en una zona exterior y hay lluvias continuas, tampoco será necesario hidratarlas.

Cenizo

Los cenizos son arbustos tupidos de colores llamativos perteneciente a la familia Scrophulariaceae. Esta planta es originaria del norte de México y del sur de Estados Unidos. Como seguramente estás imaginando, resiste climas bastante secos y altas temperaturas, entonces necesita cuidados para una planta muy particulares.

Una de las ventajas de este arbusto es que puede ser plantado en distintos tipos de suelos, incluso en suelos arenosos donde el sol caliente diariamente. Entre otros cuidados importantes para las plantas a tener en cuenta es que no se deben regar con frecuencia y se recomienda podarlas en forma esférica una vez el arbusto crezca. 

Tagete lemmonii

Esta hermosa planta de colores vivos es ideal para la decoración de tu jardín. Originaria de México, el Tagete es resistente a las altas temperaturas. Sin embargo, ante lo que muchas personas pueden pensar, que resista el sol no significa que no necesite de agua. A continuación, te contaremos cómo cuidar las plantas de tu jardín. 

El cuidado principal de las plantas recae justamente en su regado constante (aproximadamente 2 o 3 veces por semana) debido a que sus raíces son muy compactas y no retienen mucho el agua. Si tener bien agendados los días de riego no es un problema para ti, definitivamente te recomendamos esta hermosa planta. 

Echinacea

La Echinacea forma parte de la familia de las Asteraceae y se caracteriza por tener unas hermosas flores púrpuras de forma ornamental. Sin embargo, eso no es todo, ya que también tiene propiedades curativas que son buenas para el sistema inmunológico. 

Esta planta crece en lugares áridos y calurosos. Si te interesa conocer sobre los principales cuidados de las plantas Echinaceas, lo principal es regar dejando lapsos largos de tiempo. 

Al ser una planta que soporta la sequía, según las medidas paras cuidar las plantas de exterior, únicamente se recomienda regar cuando su suelo se encuentre totalmente seco. Eso claramente dependerá de la zona en la que te encuentres. Asimismo, se recomienda que su tierra cuente con un buen drenaje para evitar una posible sobrehidratación. 

Romero

Si te interesa aprender cómo cuidar las plantas para lugares secos, una gran opción para ti es el Romero. Esta es una hierba leñosa que se caracteriza por tener flores blancas, rosas, púrpuras o azules. Si vives en una zona donde el calor es una constante, esta planta no solo le va a dar un toque colorido a tu jardín, sino que además contarás con un increíble olor natural. 

Por otro lado, si te interesa aprender a cómo cuidar las plantas de este tipo, se recomienda que sean plantadas en el exterior en lugares donde el sol puedas darles directamente. Asimismo, en cuanto al riego, el Romero al ser propio del Mediterraneo soporta épocas de sequía, así que con que las riegues una vez por semana será suficiente. ¡Sigamos aprendiendo cómo cuidar las plantas en zonas calurosas!

Lavandas

Si conoces tus flores y has aprendido cómo cuidar plantas, sabrás que puedes determinar el estado de ellas de acuerdo a su apariencia.

Pues bien, las lavandas son tipos de plantas que, para mantenerlas frescas, se recomienda regarlas una vez por semana. 

No obstante, el factor decisivo para conocer si necesitan agua será su aspecto visual, pues las plantas hablan por sí solas y serán evidentes cuando necesites regarlas.

Hiedras

La ventaja del cuidado de las hiedras es que se trata de una planta tanto para interiores como exteriores, así que no tendrás ningún problema con su ubicación.

Sin embargo, es muy importante que dicha ubicación cuente con una buena entrada de luz indirecta para que la hiedra pueda conservarse sin inconvenientes.

Cactus

Los cactus son, sin duda, una de las plantas favoritas de todos los amantes de la jardinería.

Al mismo tiempo, es una de las plantas más delicadas que puede haber en la actualidad, pues la falta de cuidado y una mala hidratación, puede hacer que tu cactus pase a una vida mejor.

Para que aprendas cómo cuidar las plantas de este tipo, debes saber que deben regarse, por lo menos, una vez cada diez o doce días. 

Esto dependerá del tamaño y del tipo de cactus que tengas, pero lo recomendable es no regarlos frecuentemente.

Del mismo modo, cuidar un cactus requiere de mucha luz y calor. En ocasiones, es bueno que reciban la luz del sol de forma directa, pero durante un corto periodo de tiempo.

plantas para clima seco

Imagen: Pixabay

Plantas de clima frío

Y así como hay plantitas friolentas que detestan los ambientes helados, existen también las que se sienten cómodas y les sienta muy bien los climas más templados y fríos. Algunas plantas para ambientes fríos que puedes sembrar son:

Salvias

Las salvias son una de las plantas que tienen mayor resistencia a las temperaturas bajas. 

Sin embargo, para que sepas cómo cuidar plantas de esta especie, debes saber que necesitan luz abundante y buenas corrientes de ventilación.

Al igual que la mayoría de las plantas, es importante que las riegues con una buena cantidad de agua sin llegar a inundarlas.

Jazmines

Los jazmines son muy populares en los hogares, sobre todo, en muros y zonas altas.

Su exposición directa al sol será la clave para saber cómo cuidar jazmines, así que asegúrate de ubicarlas en zonas donde la luz repose sobre ellas.

En épocas de verano, es importante regar jazmines con abundante agua. En temporadas frías, únicamente deberás regarlas cuando la tierra se torne seca.

Ciclámenes

Este tipo de flor es altamente sensible al calor, por lo que deberás ubicarlas en zonas alejadas del sol y, si es posible, dentro de una habitación. 

Sin embargo, aunque es común ubicar estas plantas en interiores, procura tener una fuente cercana de luz indirecta. Del mismo modo, es recomendable que lleves a cabo un riego por inmersión para hidratar la planta. 

Esta técnica consiste en sumergir la totalidad de la maceta en agua durante, aproximadamente, un cuarto de hora. Con el tiempo, aprenderás cómo cuidar plantas de este tipo teniendo en cuenta factores tan importantes como la hidratación y una buena ventilación.

Pensamiento

El nombre de esta planta resulta muy curioso, ¿verdad? Los pensamientos son plantas exóticas cuyos cuidados son más sencillos de lo que imaginabas.

Si quieres cuidar los pensamientos, solo debes garantizar una buena iluminación indirecta y un riego durante 2 o 3 días, dependiendo del estado de la tierra.

Mentas

Para saber cómo cuidar una planta de menta, es importante que acudas a utilizar fertilizantes cada cierto tiempo para garantizar un óptimo crecimiento.

Del mismo modo, busca espacios en donde haya una buena entrada de luz indirecta pero, al mismo tiempo, una buena cantidad de sombras.

Hierbabuena

Si algo debes saber acerca de cómo cuidar las hierbabuenas, es que necesitan estar constantemente húmedas e hidratadas.

Eso sí: asegúrate de revisarlas constantemente para saber qué cantidad de agua necesitan. Del mismo modo, ubica la hierbabuena en una zona que contenga semisombra, pero siempre asegúrate de contar con una fuente de luz considerable.

plantas de clima frío

Imagen: Lifeder

Finalmente, Paquita Romano recomienda revisar si vives en una zona con muchas edificaciones. Este hecho puede afectar el microclima de tu propia casa debido a que la densidad de las sombras que proyectan los edificios suele bajar las temperaturas. En este caso, conviene saber cómo cuidar las plantas de sombra.

“La planta correcta en el lugar correcto.”

Beth Chatto

 

¿Cuál es la mejor tierra para las plantas?

En tu viaje por descubrir cómo cuidar las plantas de tu casa, es importante prestar atención al tipo de suelo o sustrato en el que viven. 

En primer lugar, las plantas reciben su alimento de los nutrientes de la tierra. Por ello, para tener plantas bien cuidadas, debes alimentarlas con un suelo o sustrato balanceado y rico en nitrógeno, fósforo y potasio principalmente ¿Cómo cuidar las plantas? ¡Con una buena alimentación! ¡o te harán un berrinche!

Aprender qué tipos de suelos y qué tipos de tierras para macetas son mejores para cuidar bien las plantas es importante por dos razones adicionales a los nutrientes: la humedad y el aire. 

¿Te ha pasado que, de pronto, tu plantita empezó a decaer, se puso amarilla y se murió? Es muy probable que esa planta se haya ahogado debido a que su maceta no tenía un buen drenaje o porque vivía en un tipo de suelo que retiene mucha humedad. 

tierra para las plantas

Imagen: Pixabay

Respecto a estos cuidados para las plantas, Paquita Romano nos comenta que: “La anoxia es la falta de oxígeno en el suelo o las raíces y es una causa de muerte de una planta muy común. Es más probable que una planta no tolere un anegamiento que una sequía.”

Por ello, entre los cuidados más importantes de una planta, está el preservar la permeabilidad del suelo, es decir, que mantenga la humedad pero también filtre el aire.

Vamos a ver cómo cuidar las plantas eligiendo el tipo de tierra para macetas o el tipo de suelo adecuado para tu jardín, ¿te parece?

Tipos de tierra para macetas

A pesar de su nombre, la tierra para macetas no es precisamente tierra o, por lo menos, contiene muy poca. También conocida como sustrato para macetas, existen infinidad de marcas y tipos. 

Para que aprendas cómo cuidar las plantas y no te falte alguna duda, estos son los 4 tipos de tierra para macetas más comunes:

Tierra preparada: es el tipo de tierra para plantar más utilizada para la primera siembra de plantas ornamentales, pues cuenta con un buen drenaje de agua, por lo que el crecimiento de tu plantita será óptimo.

Tierra profesional: es un sustrato que contiene importantes cantidades de nitrógeno, lo que ayuda a que este tipo de tierra para macetas retenga mejor la humedad y active los sistemas naturales de protección de las plantas. Es recomendada para plantas interiores o exteriores.

Tierra negra: está formada por la descomposición de materia orgánica. Por eso, este sustrato para macetas contiene los nutrientes necesarios que fomentan el crecimiento de las flores de las plantas ornamentales o los frutos de las plantas que nos sirven de alimento.

Tierra orgánica: es uno de los tipos de tierra para sembrar más nutritivas para cualquier especie de planta. De hecho, forma parte del abono que se le debe dar a las plantas para favorecer su crecimiento y resistencia.

¿Tienes una huerta orgánica y no sabes qué hacer con tus cosechas? Descarga totalmente gratis esta guía de recetas fáciles y aprovecha al máximo los frutos de tu aprendizaje sobre el cuidado de plantas.

como sembrar plantas

Imagen: Pixabay

¿Cómo mejorar la tierra de las macetas?

Para comenzar a cuidar las plantas en general, debes mejorar el sustrato de las macetas o la tierra del jardín en el que deseas sembrar. 

Revisa cuál es el estado de tu sustrato y, según cómo se encuentre, añade los siguientes elementos para cuidar tu planta con mejores nutrientes:

  • Arcilla, para retener mejor el agua.
  • Arena, para darle mejor drenaje al suelo.
  • Algunas fibras de madera, para mantener la humedad del riego.
  • Perlita o vermiculita, para mejorar la aireación del suelo.
  • Abono o composta, para mejorar los nutrientes que recibe la planta.

¿No sabes cómo hacer una composta? Las compostas son fáciles de hacer, no requieren mucho espacio y no huelen mal (por si te lo estás preguntando). El buen cuidado de las plantas, como ya vimos, está en una tierra nutritiva, así que revisa este sencillo paso a paso para hacer composta casera y comienza a engreír a tu planta.

Tipos de suelos para sembrar tu jardín

Si quieres aprender cómo cuidar las plantas pensando en su bienestar, debes distinguir estos cuatro tipos de suelos:

Suelos arcillosos: tienen partículas muy pequeñas que favorecen la retención de la humedad y nutrientes, por lo que suelen ser fértiles. Sin embargo, son poco permeables. No se recomienda utilizar este tipo de suelo en plantaciones agrícolas, puesto que es muy pesado y se endurece con el calor.

Suelos arenosos: sus partículas más grandes no retienen la humedad, por lo que tienen buen drenaje, pero brindan pocos nutrientes. Por eso, no se recomienda usarlos como tierra para sembrar tus plantas. 

Suelos Cienosos: este tipo de suelo se caracteriza por tener partículas de un tamaño intermedio; entonces, se podría decir que son más grandes que la arena pero no tan gruesos como la arcilla. Este tipo de suelos suelen ser muy difíciles de cultivar, ya que son pegajosos y pesados. No es recomendable sembrar en este suelo para cuidar las plantas.

Suelo Marga: se dice que este tipo de suelo es uno de los preferidos por todos los jardineros. Este suelo es producto de la mezcla de arcilla, cieno, arena, materia orgánica y, sobre todo, nutrientes. Entre sus características más importantes están su capacidad de drenaje y retención de nutrientes. ¡No tendrás que tomar muchas medidas para proteger las plantas!

Suelos calizos: volvemos a los suelos complicados, en este caso hablaremos del suelo calizo. Este tipo de suelo se caracteriza por tener muy pocos nutrientes, ya que la materia orgánica suele descomponerse rápidamente. Si estás pensando sembrar tus flores y cómo cuidar las plantas en este suelo, asegúrate de invertir mucho dinero en abono.

Suelos limosos: se caracterizan por retener agua y nutrientes por más tiempo, por lo que son muy fértiles para cultivar.

Suelos de turba: es el más nutritivo de los tipos de suelos para sembrar. Tiene gran capacidad para retener la temperatura, el agua y los nutrientes necesarios que ayudan a que tus plantas crezcan saludablemente. 

suelos para sembrar un jardin

Imagen: Pixabay

Asoleamiento: Plantas aptas para el sol o adecuadas para la sombra

Entre las acciones para aprender cómo cuidar las plantas más sencillas que puedes hacer, está el regular la cantidad de luz que reciben (en serio es muy sencillo, solo debes mover la maceta de lugar).

Saber la cantidad de luz que puede recibir tu maceta es crucial para aprender cómo cuidar las plantas del hogar. Después de todo, su fotosíntesis depende de ello.

Primero evalúa ¿cuánto sol entra en tu casa, balcón o jardín? 

  • Sol: Tal vez tienes espacios donde hay sol todo el día, como una terraza o azotea abierta.
  • Media-sombra: Gozas de entre 4 a 6 horas de sol al día a través de alguna ventana o balcón.
  • Sombra: No tienes acceso a la luz del sol directa, pero tienes espacios luminosos.

sol en las plantas

Imagen: Curso online  Jardinería casera: Cultiva, decora y vive verde

Asimismo, debes saber que, así como hay plantas de interior y plantas de exteriores, también hay plantas que, aunque sean de sol, resisten y toleran bien los espacios de sombra o media sombra. Lo mismo funciona al revés.

Cuando busques las mejores plantas para cuidar en casa, pregunta si son plantas de sol o de sombra y, también, si prosperan o toleran bien el entorno contrario. Así, si vives en un lugar sin mucha luz solar, estas plantas podrán prosperar con tus cuidados de jardinera o jardinero.

Plantas de poca luz

Si vives en una zona lluviosa en donde el sol no haga muchas visitas, debes saber que existen una gran variedad de plantas de interior que necesitan poca luz para crecer y que pueden darle vida a tus espacios favoritos.

Así que, toma nota de las siguientes opciones y aprende cómo cuidar las plantas en espacios poco iluminados.

  • Potus: Es la planta perfecta para decorar. Además, tiene la capacidad de eliminar 3 toxinas dañinas para el cuerpo humano: el formaldehído, el xileno y el benceno.
  • Monstera deliciosa: ¿Quieres sentirte como en la selva? Entonces, saber cómo cuidar las plantas tipo monstera deliciosa le dará un estilo muy verde a tu vida. Aunque esta es una planta de poca luz, debe reposar sobre ella una cantidad pequeña de iluminación.
  • Lengua de tigre: Así como la planta potus, la planta lengua de tigre es adecuada para adornar los espacios de tu hogar. Mucha paciencia porque, para que las hojas de lengua de tigre crezcan sin problema, deberás esperar, por lo menos, un año entero.
  • Bromelias: Si apenas empiezas en el mundo de la jardinería y recién estás aprendiendo cómo cuidar las plantas, las bromelias son perfectas para dar tus primeros pasos. A pesar de ser plantas que requieren poca luz, necesitan una moderada fuente de iluminación. Ubícalas cerca a una ventana o un balcón.
  • Drácena limón: La particularidad de esta planta de poca luz es que necesita ser regada constantemente. Además, son ideales para decorar tu sala o una zona amplia de tu casa.

las mejores plantas para poca luz

Imagen: Colvin

Plantas de sol

Así como existen plantas a las que le gusta la oscuridad, existe una gran variedad de plantas que aman saludar al sol todas los días y acompañarlo hasta que se oculta.

Si vives en una zona cálida en la que el sol siempre es el protagonista, toma nota de las siguientes plantas de sol que disfrutarán tanto el verano como tú.

  • Lavanda: ¿Buscas plantas que florecen todo el año? ¡Las lavandas son la opción ideal para tu jardín! Además, tienen un aroma muy peculiar, por lo que darán un ambiente único a tus espacios.
  • Dalias: Las dalias son una de las especies de plantas más resistentes al sol que puedes encontrar. Son perfectas para ubicarlas en una zona amplia o en un terrario decorativo.
  • Verbena: Si algo caracteriza a las verbenas es su capacidad de adaptarse a lugares secos y con mucha recepción solar. Sus colores llenarán de vida cualquier espacio de tu hogar.
  • Aster: ¿Estás en la búsqueda de flores altas? Las aster son llamativas por su gran altura y sencillez. Sin embargo, debes asegurarte que la tierra donde la siembres tenga una buena cantidad de nutrientes para garantizar su correcto crecimiento.
  • Petunia: Ideales para climas cálidos, las petunias son resistentes a la luz directa del sol. Además, florecen durante todo el año y no necesitan de un constante regado.

plantas de sol verbenas

Imagen: Mejor con salud

👉 Ahora sí, con estos conocimientos sobre cómo cuidar las plantas y qué necesitan para crecer adecuadamente, te dejamos 10 consejos para cuidar las plantas de exterior e interior.

¿Cómo cuidar las plantas de exterior?

5 consejos para cuidar las plantas de exterior:

1. Elige el espacio adecuado según el tipo de planta

Como ya vimos, existen plantas resistentes al sol y otras que prefieren la sombra. Para cuidar las plantas del exterior, debes saber qué cantidad de luz puede recibir cada una de ellas. Así, tendrás a algunas felices tomando el sol y a otras más tranquilas con un poco de sombra filtrada.

2. Revisa la humedad del suelo

Por ejemplo, ¿cómo cuidar las plantas en zonas lluviosas? Si tienes un jardín en una región tropical, en la época de lluvias apenas y tendrás que regarla. Si, por otro lado, buscas cómo cuidar las plantas en climas calurosos y de mucho sol, el riego constante es la respuesta.

Para saber cuánta agua necesitan las plantas de tu jardín, revisa si tus suelos están húmedos o secos, así como las propiedades del sustrato (que vimos arriba).

Una recomendación general para cuidar tus plantas de exteriores es regar de 2 a 3 veces por semana. Sin embargo, esto puede variar de acuerdo con las especies de plantas. Así que solo asegúrate que la tierra esté húmeda, sin estar empapada, y no tan seca como para que se agriete.

3. Siémbralas sin que se asfixien entre ellas

Este consejo se centra en cómo cuidar las plantas sembradas en canteros, huertos y en el suelo de los jardines. Antes de sembrar diferentes plantas una cerca de otra, evalúa qué tamaño llegarán a tener de grandes y cuánto espacio necesitarán al crecer.

A veces sembramos semillas sin considerar esto y, cuando están grandes, terminan compitiendo por el espacio y por los nutrientes de la tierra.

aprender a sembrar las plantas

Fuente: Diario La Piragua

4. Escoge macetas de arcilla o cerámica

Estos materiales drenan mejor el agua del riego, por lo que son excelentes para plantas de exterior. Si necesitas moverlas, elige macetas que no pesen mucho. No te olvides de revisar que tengan un agujero en la base de la maceta para que el agua pueda drenar.

5. Cuida tus plantas con la poda y la limpieza de plagas

¿Te tomaste el tiempo de buscar “cómo cuidar las plantas de exterior” para cada una de las plantas de tu jardín y aun así se han enfermado? Lamentablemente, las plagas y los hongos son algo recurrente en las plantas.

Por ello, dentro de los cuidados de las plantas para exterior, es importante que revises si tienen hojas rotas, amarillas, marchitas o con indicios de hongos. Esto significa que es momento de podar y desinfectar.

También debes deshierbar la maleza que aparece de la noche a la mañana, pues esta consume los nutrientes de la tierra, quitándoselos a las plantas ornamentales. Como última opción estarían los plaguicidas, pero ten en cuenta que estos no son específicos y pueden matar a todas aquellas que las rodeen. 

6. Asegúrate de trasplantar

Si crees que aprender cómo cuidar las plantas se basa solo en regar y limpiar, estás muy equivocado. Una de las mejores formas de cuidar las plantas del exterior es trasplantarlas una vez al año, independientemente si están en maceta o en el suelo.  

Los trasplantes se recomiendan que sean a finales de otoño o inicio de invierno, ya que la mayor cantidad de lluvias y la ausencia de sol constante van a permitir que el cambio no sea tan abrupto para las plantas. Recuerda que la idea de trasplantar plantas se basa en utilizar una nueva tierra abonada con nuevos nutrientes. 

¿Qué esperas para darles un mejor cuidado a tus plantas?

7. Cuidado con las plantas invasivas

Anteriormente hablamos de la importancia de plantar tus plantas exteriores con una separación importante dependiendo del tamaño de las mismas. Sin embargo, aconsejamos que estés al tanto de algunas plantas que suelen ser muy invasivas en el jardín, independientemente del espacio. 

Este es el caso de las enredaderas, como por ejemplo la vincapervinca; algunas plantas florales, como por ejemplo las margaritas y las retamas; e incluso algunas plantas silvestres, como la fresa y los helechos. 

Si bien estas plantas no son necesariamente malas, es importante que controles su crecimiento para evitar una ramificación incontrolable en un futuro. Aprender cómo cuidar las plantas del exterior sí que puede ser difícil. 

 

Plantas para exteriores

Si en tu casa cuentas con un jardín exterior, es importante aprender cómo cuidar las plantas para que dicha zona se vea armoniosa y complemente la estética de tu hogar.

Así que, si estás buscando plantas para exteriores, a continuación te dejamos algunas opciones que pueden darle un estilo único a tu jardín y que tus vecinos desearán tener.

  • Crotón: ¿Tienes una terraza y estás buscando una opción ideal para decorarla? Un crotón es la planta perfecta para acompañar espacios amplios. ¿Lo mejor? Con una buena exposición al sol, crecerán rápido y sin ninguna complicación.
  • Escudo persa: Esta es una planta que, como su nombre lo indica, puede sobrevivir prácticamente a cualquier clima. Si vives en zonas donde el ambiente es muy variado, las plantas escudo persa resistirán las variaciones del clima a cualquier hora del día.
  • Agave: Si tienes un jardín o una zona exterior en la que cae mucha cantidad de luz, adquirir una planta agave es una excelente alternativa. ¿La razón? Solo necesitan poca agua y se adaptan perfectamente a cualquier tipo de clima.
  • Aspidistra: Aunque el color verde es la principal tonalidad de todas las plantas, la aspidistra cuenta con un verde fuente y vibrante. Lo mejor es que este tipo de planta se adapta a diferentes variaciones climáticas y puede ajustarse a cualquier espacio de tu casa.
  • Geranios: Si quieres que tu jardín sea el centro de atención en tu barrio, la respuesta está en los geranios. Sus colores fuertes son ideales para decorar balcones, fachadas y puertas.

las mejores plantas para exteriores

Imagen: Verdecora

¿Cómo cuidar las plantas de interior?

Estos son 5 tips para cuidar las plantas de interior

1. Colócalas en un lugar iluminado de la casa

Para cuidar las plantas de interior, debes ponerlas cerca de la ventana o de un balcón. De lo contrario, verás cómo se alargan intentando encontrar luz para hacer su fotosíntesis.

Algunos consejos para cuidar las plantas y asegurarte que reciban suficiente sol son los siguientes:

  • Para las plantas que necesitan mucho sol: ubícalas en un lugar donde reciban la luz del sol por 4 o 6 horas diarias. La ventana será su mejor amiga.
  • Para las plantas que necesitan una cantidad parcial de luz: ponlas en una ubicación en la que los rayos les caigan por 2 o 3 horas diarias en promedio.
  • Para las plantas que necesitan sombra: al cuidar las plantas de sombra recuerda que también necesitan recibir luz aunque no sea sol directo. Si les da directo, procura que no sea por más de 1 hora.

Plantas sin luz son plantas tristes, ¡cuídalas bien con un poco de sol!

2. No las riegues todos los días

Las plantas de interior viven en sombra o media-sombra, por lo que no se deshidratan tanto como las plantas del exterior, ¡toleran bastante bien el verano y, además, purifican el aire de tu hogar!

Entonces ¿cómo debemos cuidar las plantas de interior? Comprobando la humedad del sustrato, eso te dará una mejor idea sobre cada cuánto tiempo regar las plantas. Así que, introduce los dedos en la tierra y revisa si está seca o no. Tal vez necesiten agua cada dos o tres días, pero no todos los días.

3. No eches agua a las hojas

Esto no significa que no las limpies, pero una de las acciones para cuidar las plantas de interiores que te aconsejamos es que tengas cuidado de no dejarlas húmedas. La humedad en las hojas puede crear hongos y enfermar a tu planta.

¿Sabes cómo limpiar el polvo de las plantas? Es muy sencillo. Simplemente puedes humedecer un trapo suave solo con agua —nada de jabones— y pasarlo delicadamente por cada hoja. Esto evitará que se tapen sus “poros” con el polvo. 

4. No las dejes en zonas demasiado ventosas

Algunas especies de plantas de interiores no resisten los vientos fuertes. Si las colocas en espacios por donde corre mucho viento, sus hojas podrían deshidratarse y la estructura de la planta se debilitará. ¡Ten cuidado!

5. Cámbiala de maceta si ya está grande

Si tus acciones para cuidar plantas han sido exitosas ¡estas crecerán fuertes y sanas! En ese momento, es recomendable traspasar la planta a una maceta de mayor tamaño. De lo contrario, las raíces crecidas pueden terminar asfixiándose dentro de la pequeña maceta.

plantas de interior

Imagen: Timbrit

¿Cómo trasplantar una planta de interior? Aquí un paso a paso súper práctico: 

  1. Prepara lo que necesitas. Consigue una maceta más grande —o haz tu propia maceta reciclada—, ponle un poco de sustrato en la base y asegúrate que tenga un buen drenaje. 
  2. Riega muy bien la planta el día anterior al trasplantado.
  3. Con una mano, toma la planta en la parte superior e inclínalo ligeramente para que, con la otra mano, le des unos golpecitos a la maceta. Esto irá separando la maceta del cepellón —que es la masa de tierra que se deja pegada a las raíces—. 
  4. Una vez hayas conseguido sacar la planta de la maceta con el cepellón intacto, ponla en el centro de la nueva maceta.
  5. Rellénala con más sustrato nuevo y termina con una buena regada de agua.

Plantas para interiores

Sabemos que, además de preguntarte cómo cuidar las plantas, quieres saber qué plantas sirven para decorar una habitación o qué plantas se pueden poner en la sala.

Queremos darte las mejores opciones de plantas para decorar tu hogar y, por lo tanto, hemos hecho una selección acerca de plantas para interiores que le darán a tus espacios el respiro que tanto deseas.

¡Toma nota!

  • Violeta africana: Si te gustan las plantas con flores, una violeta africana es perfecta para darle color y personalidad a cualquier espacio de tu hogar. Procura no ubicarla en zonas muy acaloradas.
  • Bambú de la suerte: Este tipo de planta puede convertirse en tu opción favorita si te gusta un estilo de decoración minimalista. Además, como su nombre lo afirma, atrae buena suerte y energías positivas.
  • Cintas: Es probable que las plantas tipo cinta las hayas visto con frecuencia, pues son muy utilizadas en jardines en casas familiares. Tienen un estilo clásico y pueden adaptarse a cualquier entorno.
  • Aloe Vera: Energías positivas, soluciones curativas y una increíble circulación de oxígeno, son las características que destacan al Aloe Vera. Son ideales para darle una energía diferente a los espacios que desees.
  • Ficus: Si buscas una planta que crezca mucho, la ficus puede alcanzar hasta los 3 metros de altura. ¿Su ventaja? Brinda una inmensa sensación de frescura y hará que tus espacios tengan una mejor circulación de aire.

las mejores plantas para interiores

Imagen: El Comercio Perú

Consejos para cuidar las plantas más famosas

Al iniciarse en el mundo de las plantas, muchos se preguntan cómo cuidar las rosas, la realidad es que esta flor es un clásico de la jardinería, ya que puede crecer con facilidad en casi todos los tipos de clima. Eso sí, debes seguir una serie de pasos para obtener los mejores resultados:

  • Existen diversos tipos de rosas, elige la que se adecúe mejor a las características del clima en donde vives y en el lugar en donde la plantarás: maceta o jardín.
  • Las rosas necesitan sol por la tarde, un sustrato para plantas con buen drenaje y mucha corriente de aire para evitar plagas.
  • Su riego debe ser constante pero nunca dejar un charco de agua sobre la tierra. Asimismo, debes tener en cuenta que ocupan mucho espacio al crecer.
  • El otoño es la estación ideal para podar rosas, recuerda que un buen mantenimiento de las plantas es el secreto de un jardinero profesional.

¿Reconoces ese tipo de plantas que no llega a ser una flor pero tampoco es un cactus? Se llaman suculentas, son parte de la familia de las crasas y están muy de moda en la actualidad. Esto se debe a su belleza estética y a que requieren un cuidado mínimo. Entonces, ¿cómo cuidar plantas suculentas?:

  • El riego de este tipo de plantas depende exclusivamente de la estación: mientras que en invierno se recomienda casi no regarlas, o hacerlo una vez por mes, en verano debes procurar regar tus suculentas cada 5 días.
  • La luz que deben recibir es de tipo indirecta, por lo cual se adaptan muy bien en jardines al aire libre, a la sombra y como plantas de interior. 
  • Utiliza sustratos arenosos y que permitan la respiración de la planta. Asimismo, se recomienda un trasplante cada 3 años.

como cuidar las plantas

Imagen: Pixabay

¡Hemos llegado al final de este artículo! Esperamos que esta guía completa para cuidar las plantas de tu jardín te haya servido de mucha ayuda. Recuerda que nadie nace siendo un experto de la jardinería, te recomendamos siempre empezar con plantas sencillas de cuidar hasta que poco a poco vayan poblando tu jardín de diversos tipos. 

Por otro lado, si te interesan estos temas, de seguro te van a encantar todos nuestros cursos online de Estilo de vida. ¡No te los puedes perder!

Toma en cuenta que las plantas tienen su propio tiempo, así que ¡paciencia y buen humor! Mucha suerte en esta aventura tan verde. Nos vemos en la siguiente nota. 

También podría interesarte