Empecé a aplicar storytelling...¡en todo!

Marketing Digital 06 de Mayo del 2020

user

Nayha Carrillo

Empecé a aplicar storytelling...¡en todo! Empecé a aplicar storytelling...¡en todo!

Hay una noticia que tengo que darte. Tú conoces qué es storytelling mucho antes de leer esta nota, sí, y mucho antes de cualquier otra. - Aunque con menos consciencia que ahora-, tus primeros acercamientos a las historias fueron desde bebé y quizá, solo recuerdes algunas de ellas a partir de los 5 o 6 años.

Las historias siempre estuvieron ahí, en forma de cuentos, mitos o una conversación de café.  

Atrae a tu público a través del Storytelling: El arte de contar historias

Tu niño -—y no tan niño— interior sabe qué es el storytelling: contar historias a través de la comunicación verbal o no verbal.  Te pido volver a esos 5 o 6 años de edad, ¿no sería increíble recordar todo lo que oímos y jugamos en ese momento? Lo cierto es que nuestra memoria suele guardar solo aquello que la impacta realmente, positiva o negativamente. 

Y aquí viene lo segundo más importante sobre el storytelling, ¡tienes que crear historias memorables! No importa el tipo de historias que cuentes, pueden ser texto, imágenes, datos, videos o cualquier mixtura de contenidos que quieras utilizar para hilar el mensaje con la mente de tu público. Pero…¡memorables!

Todos somos capaces de hacerlo, solo hay que utilizarla con el lenguaje y el medio correcto. Como dice Isabel Allende: “Todo el mundo tiene una historia y todas son interesantes si son bien contadas”. Yo lo creo también, y te he preparado algunos puntos claves a tomar en cuenta a la hora de construirlas. ¿Los vemos?

Obtén una Membresía Premium y lleva tu educación a otro nivel

¿Qué hace a una historia, una historia?

Cuando entendí que las historias podían estar en cualquier lugar, entendí también que tenía que utilizarlas con mucha mesura. Si no las tomas con cuidado desde esos espacios invisibles, solo estarás agotando ese poder y probablemente, terminarás con un mensaje ya contado por alguien más.

Hagamos un gran mapa para tu próxima historia:

a. Observa mucho: ¿Dónde está la historia? Mira tu espacio personal, tu trabajo y a tus clientes, cada rincón que te interese explorar.

b. Tienes el tema rondando tu mente, es momento de definir:

- ¿Quiénes son tus personajes? Los que serán parte de la historia y también, tu público.

- ¿Cuál es tu mensaje? Piensa en la historia que tu público quiere escuchar, cómo son los personajes interiores y si representan un espejo de tu público.. 

- ¿Hay un conflicto? Anota aquello que resolverás en la historia.

c. La curva narrativa: una historia deshilacha sucesos y momentos de tus personajes, ¿cuál es la curva que le estás dando? Puede tener una introducción de personajes o problemática, un clímax o momento en el que el público sienta que el conflicto ha llegado a la cima, algunos puntos de preguntas o cuestionamientos basados en la búsqueda de soluciones, y la solución o el alivio post conflicto. 

En una historia, tus personajes pasan por retos y tú, tienes que acompañarlos en este camino, casi como si fueras parte de ellos. 

d. No olvides mover la fibra emocional en el ambiente, ¡inclusive la tuya!. Algunos elementos que puedes sumarle, de acuerdo a tu objetivo son: el suspenso o el misterio; las asociaciones cotidianas "invisibles" o insights; el romance o la pasión, en proyectos esto puede estar ligado muchas veces con los sueños o ideales; y también el humor, un recurso difícil de explorar, pero, ¿por qué no?

Las emociones se reparten por diferentes espacios, el amor, la felicidad, el dolor, la cólera o el miedo. Encuentra la forma de narrarlas en dosis en las que tus personajes lo necesiten.

Las historias están en todas partes

“¡Sí claro! Hasta este punto ya lo sabemos.” Pero, ¿qué tipos de storytelling existen? Pueden estar en cualquier área que esté abierta a probarlas. Pero para organizarnos, los términos vienen a salvarnos el día. Veamos algunos.

Storytelling para marcas o brand storytelling

La identidad de tu marca puede sostenerse del storytelling. Aplicando una historia podrás darle coherencia a tu personalidad, comunicación y futuros contenidos.

El brand storytelling utiliza la misión de tu marca como el punto de partida y toma la estructura del personaje, trama y conclusión para crear tu estrategia. La idea es poder llevarla a través del mundo arquetípico para encontrar tu propia personalidad y que todos los elementos alrededor lo comuniquen coherentemente, desde tu tono de voz hasta cómo te ves.

En el trabajarás cada elemento del branding: tipografía, colores, fotografía, etc, y  todo desde el ángulo de tu historia de marca. Recuerda que ella evoluciona junto a tu público y busca comunicar una verdad que se relaciona directamente con ellos.

Storytelling en publicidad

La publicidad ha invadido espacios estratégicos alrededor del público, sobre todo en la televisión y ahora, ¡YouTube! Es gigante su potencial para crear grandes historias y a su vez,  acercarnos a un producto o servicio.

Algunos procesos que son muy validados en esta área son, el uso de manifiestos y testimoniales. Para algunos se utiliza una voz en off que acerque la intención y el mensaje al público, mientras va moviendo fibras emocionales con el guión.

Aquí les dejo un ejemplo, recordando claro, que normalmente la problemática se resuelve a través del famosísimo, insight.




Storytelling de contenidos

Historias sin complicaciones, mayormente en texto o audio. Cuando comiences a pensar en qué contar y cuál será tu personaje, piensa también en la agilidad de la narración. Si serán expuestas en redes sociales es muy útil que resuelvan justo lo que tú personaje central necesita, quiero decir, lo que tu público necesita.

Mira nuestros videos en Zoom in, son grandes procesos de storytelling en voz y acercamiento a las dudas de nuestros estudiantes. ¿Te animarías a hacer algo así?

UX storytelling

Hasta ahora las vértices que vimos están muy relacionadas al marketing y al branding, pero ya entraremos a otro espacio: la experiencia de usuario.

Mis amigos del mundo UX/UI están emocionados por lo que el storytelling está haciendo en el área. La exploración es un ingrediente esencial, y una narrativa le da mucho peso a sus textos (UX Writing & UX Editing) o, a la curva que sigue el usuario a lo largo de su experiencia en una App o Web.

En el UX storytelling miramos nuevamente la intención de la historia o el objetivo de una iteración o creación de producto; vemos a los personajes (tus usuarios) y el conflicto o la problemática a lo largo de la experiencia de usuario (¿qué ve? ¿qué le impide hacer una compra?); Y finalmente, ¡esa solución deseada!, sobre la que seguiremos iterando.  

Las historias tienen poder en el espacio digital

© CNN

 

Hay un canal que es el centro de muchas de nuestras historias: Google. En el, los hilos conductores de historias son los clics que estás dando cada vez que te despierta curiosidad algo o cada vez que buscas.

Hay una historia en todo tu proceso de research de un producto, la hay para Google.

El storytelling tiene a la evolución caminando con el, porque las historias siempre existieron, solo que cada vez hay distintos medios y distractores en su proceso. Antes hablábamos de mitos e historias que eran referentes para hacer o no hacer algo; hoy el poder de la comunicación sigue ahí, pero esta vez detrás de un clic, una lectura de blog, una compra online o la voz de un influenciador.

Ahora mismo, incluso, hay una historia de nosotros intentando recordar algún par de buenos cuentos a los 5 o 6 años, y esta nota de blog, claro. ¿Tú contarás alguna historia hoy?

 

 

Recomendados para ti