¿Por qué este 2020 sí vas a cumplir tus propósitos?

Noticias Crehana 01 de Enero del 2020

user

Anthony Astocondor

¿Por qué este 2020 sí vas a cumplir tus propósitos? ¿Por qué este 2020 sí vas a cumplir tus propósitos?

Esta época siempre es especial para todos, porque significa el inicio de un nuevo año, lo que suele traer consigo que nos detengamos a pensar en las metas que se vienen. 

Nuestro timeline empieza con estar muy entusiasmados por nuestros propósitos y ser muy ambiciosos, sin embargo, a medida que pasa enero, tendemos a postegar, nos es díficil sacar esa voluntad para hacerlas y nos olvidamos de esas metas que nos propusimos. ¿Por qué suele ser así? En esta nota te contamos hábitos que solemos tener para plantear nuestros propósitos y por qué este 2020 será diferente.

Pero antes mira esta infografía...

Propósitos 2020

Potencia tu marca personal con este curso

Metas realistas

El estar tan entusiasmados hace que a veces nos planteemos metas que son muy grandes, por ejemplo, hacer una dieta estricta o viajar por todo el mundo. Sin embargo, durante enero lo intentamos pero a las dos semanas lo dejamos. ¿Por qué? Porque son metas poco alcanzables.

En vez de eso tratemos de ser conscientes de lo que podremos lograr durante ese tiempo, algo que ayudará muchísimo es ser los más específicos posibles, planteándonos las preguntas básicas como: ¿dónde lo harás?, ¿cuándo lo harás?, ¿cómo lo harás?. Entonces en vez de "viajar por todo el mundo" podemos proponernos: "viajar a Machu Picchu en marzo durante mis vacaciones".

Descarga este mural de propósitos para que plasmes todos tus objetivos 2020

Pocas metas y prioridades

Otro hábito que solemos hacer cuando nos planteamos propósitos es que escribimos una lista con un sinfín de metas y el no cumplirlas nos genera desgaste y frustración. Además, nos provoca estrés, porque queremos hacerlo todo y no podemos, lo que origina pensamientos y emociones negativas como las de: "No creo que lo cumpla". "¿Seré bueno en todo?", "¿Realmente cumpliré mis objetivos?". Desde allí comienza la renuncia a estos ítems que con mucha fe los creamos para este año. Así, si no vemos cambios en los primeros días y semanas, sentimos fustración debido a que sentimos que no estamos yendo por el buen camino. 

Entonces, para esta parte, aconsejamos hacer un top 3 con los propósitos más importantes, para ello, es fundamental que establezcamos prioridades y nos preguntemos ¿qué es lo esencial?. 

El tener pocas metas y sobre todo, cumplirlas, nos entusiasmará, ya que al momento que veamos un avance favorable nuestra mente generará emociones positivas, mejoras en la autoestima y confianza. Por ejemplo: "Quiero aprender a usar Photpshop, estudiaré el curso en Crehana todo el mes de enero. En marzo continuaré con Illustrator para complementar el paquete básico". 

Define fechas y escribe un plan

Recuerden, si no se ponen fechas, nunca lo haremos. Por ello, es importante que escribamos nuestros propósitos en algún lado y describamos las actividades que permitirán que lleguemos a ellos. Esto nos ayuda a visualizar nuestras metas, recordarlas y sobre todo, medir qué tanto estamos avanzando en ellas. Por ejemplo: "Ya que me inscribí en el curso Photoshop desde cero, practicaré 3 horas durante todas las semanas de enero". 

Propósitos

¡Comienza ya!

Seguro que en este momento podrás empezar con alguna actividad que te permita llegar a alguno de tus propósitos. Seamos constantes y sobre todo, tratemos de no abrumarnos. Poco a poco con metas realistas y específicas lograremos lo que anhelamos. Recuerda que siempre podemos intentarlo, ¡este 2020 será diferente!

Pon tus metas primero con nuestra Membresía Premium que te da acceso a todos nuestros cursos

 

Recomendados para ti