Dibujar a mano: Tips para crear diariamente

Última actualización 13 de Mayo del 2020

user

Ale Vizarreta

Dibujar a mano: Tips para crear diariamente Dibujar a mano: Tips para crear diariamente

Todos disfrutamos dibujar, nos abre un abanico de sensaciones y puede resultar estimulante; pero francamente llega un momento en el que nunca más queremos volver a ver una hoja.

En ese momento llega la frustración. ¿Por qué? Simple, dibujar diariamente es una tarea extenuante, pero hay algunas recomendaciones que podemos seguir para trazar un mejor hábito cuando dibujamos a mano. 

infografia dibujar a mano

Descarga gratis nuestra Guía Dibujo desde cero: El cuerpo humano

@alevykehara

Organízate

Tan simple como organizar tu espacio de trabajo o las libretas que uses. Organizarte va a mejorar las ganas de dibujar.

Seguro prefieres bocetar en un lugar tranquilo, acomoda tu escritorio según tus preferencias y separa tus materiales para que sean fáciles de ubicar. Para eso usa estuches o tazas para catalogar zonas, no alejes lo que uses diario y siempre ten un rincón par colocar lo que botarás.

Puede que tengas miles de libretas acumuladas que niegas usar por temor a malograrlas. ¿Por qué no las organizas por momentos? Elige una para llevar siempre que salgas, puede ser una pequeña; otra para realizar bocetos de posturas o estudios más complejos, esta podrá ser un poco más gruesa; y una última que funcione como portafolio por si necesitas mostrar tu trabajo en alguna reunión o a tus amigos.

Conoce todos los cursos de Ilustración y Dibujo que tenemos para ti

En mi caso utilizo estas libretas para diferentes ocasiones

Confía en otros materiales

Nos ofuscamos mucho al ver la hoja en blanco, pero puedes empezar a dibujar a través de otros elementos abstractos. 

Prueba realizando manchas de color, no te preocupes por la forma, la idea es que sean dispares y a partir de ellas puedas crear rostros, animales, objetos, etc. 

Puedes hacer un Kirby con… bueno una mancha rosada

Imprime texturas en un papel o utiliza recortes de revistas para partir de una ilustración desde el punto de vista de otro elemento. Esto te ayudará a no darle tantas vueltas a la acción y arriesgarte, con la ayuda de un elemento externo.

Utiliza un post-it para aprovechar el color y juega con las siluetas

El poder del doodle

El doodle es simplemente hacer garabatos. Aunque de apariencia simple, no podemos subestimar su poder. Está bien realizar dibujos complejos y con muchos detalles, pero la síntesis también es importante para poder trabajar detalles y hacer nuestra mente creativa más permeable.

Si no tienes muchas ganas de dibujar, es una buena forma para iniciar. Mientras estés trabajando o esperando tu cena, puedes agarrar cualquier papel y garabatear sin piedad. No hay reglas y todo es válido, solo no dejes de hacerlo. 

Puedes ir practicando mientras te diviertes un rato. Solo es dibujar sin pensar.  

Dibuja cuando no quieras hacerlo 

¿No quieres dibujar? Pues te cuento que ese es el mejor momento para hacerlo. Cuando te obligas a crear una rutina de dibujo lo haces para practicar, no debes esperar la inspiración. 

Saldrán muchos dibujos que no te gustarán, pero con el tiempo verás que irás puliendo tu trazo. También trata de utilizar otros colores, plumones o pinceles que no usabas antes.

El dibujo tradicional es infinito y todo está en la palma de tus manos. No dejes de practicar nunca y dibuja hasta en los lugares menos pensados. 

Puedes acompañar a Amorelli en el curso Ilustración para no ilustradores donde aprenderás con ejercicios que ejercitarán tus músculos de la creación. 

Recomendados para ti