📸 Planos fotográficos ¡Captura las mejores imágenes! [2021] | Crehana
Planos fotográficos: Conoce qué son ¡y dile adiós a las fotos descuadradas!

Planos fotográficos: Conoce qué son ¡y dile adiós a las fotos descuadradas!

Última actualización 30 de Septiembre del 2021Tiempo de lectura: 7 min.

Hugo Rodríguez

¿Quieres saber cuáles son los planos fotográficos y cómo utilizarlos? Para sacar una buena fotografía, verás que no es necesario tener una cámara costosa, ya que con un buen encuadre puedes hacer maravillas. Sólo debes tener un poco de conocimiento acerca de composición fotográfica y, por supuesto, aprender a utilizar los planos fotográficos.

Cuando tomas una foto, es normal elegir cualquier encuadre y parecerte correcto, pero si quieres ir más allá, es clave que sepas cuáles son los planos fotográficos y cómo utilizarlos.

Así que hoy vas a aprender qué es un plano fotográfico, para qué sirven los planos fotográficos, cuáles son y cómo poder utilizarlos eficazmente para poder transmitir sensaciones con las que lograrás captar la atención de tus amigos y espectadores. 

¡Disfruta tu lectura!

¿Qué es un plano fotográfico?

Un plano fotográfico es la proporción de un conjunto de elementos dentro de un encuadre. A través del uso de planos fotográficos, podemos tener certeza sobre las secciones más relevantes que aparecerán en nuestra fotografía final, procurando que la dimensión de dichos elementos conserven su magnitud y su estética no se vea afectada.

En el cine o en la fotografía, el uso de imágenes fijas van más allá de una simple toma. Para darles mayor valor y un sentido de interpretación, estas imágenes deben contar con una serie de técnicas y códigos para transmitir sensaciones al espectador. Y es aquí donde entran los planos en la fotografía.

Los planos fotográficos entran a ser parte de este ejercicio y se convierten en un factor fundamental que se debe tener en cuenta al momento de capturar cualquier imagen. Y, para conseguir el plano fotográfico adecuado, hay dos elementos fundamentales que debes tomar en consideración:

  • La posición de la cámara.

  • La escala del elemento protagonista.

Estos dos aspectos determinarán lo que será el encuadre final de tu fotografía, así que no debes descuidarlos.

planos de fotografiaFuente: Unsplash

¿Para qué sirven los planos fotográficos?

Los planos fotográficos son una herramienta fundamental para la planeación, composición y resultado de tus fotografías. Mediante un plano fotográfico tus fotografías tendrán una jerarquía de elementos que permitirá darle un mayor valor de composición y establecer un lenguaje visual que determinarán tus intenciones.

No solo obtendrás mejores resultados para tus fotografías, sino que te ayudarán a determinar el tipo de encuadre que debes utilizar para la foto que vas a capturar.

Un aspecto que debes tener en cuenta sobre los planos en la fotografía es que no representan unas reglas que no se pueden modificar, sino son como una especie de guía para el fotógrafo. ¿Qué queremos decir con esto? Que, aunque como fotógrafo tengas la posibilidad de elegir tu encuadre de forma natural, este conocimiento no te vendría mal para pulir tu técnica y presentar acabados más profesionales.

Especialmente si estás iniciándote en el tema fotográfico, entender cómo funcionan los planos en la fotografía es fundamental para sacar fotos correctamente. Y si ya tienes algún conocimiento previo, tendrás la posibilidad de estudiar y definir tu foto antes del disparo, obteniendo resultados que superen lo esperado. 

Incluso, te sirven hasta para ubicar a la figura central de la foto, independientemente de que sea una persona, un objeto o un animal. Y hablando de figura, al momento de observar el visor de tu cámara, ten siempre presente cada uno de los bordes: todo lo que esté dentro de los mismos pasará a formar parte de tu foto. Así que hablemos de los elementos a los que deberás prestarle la mayor de las atenciones:

1. Figura

Como te mencionamos anteriormente, la figura será la que tendrá el rol protagónico dentro de tu fotografía (independientemente del plano fotográfico que desees realizar). 

Será el modelo que ocupe toda la atención del espectador de tu foto y quien determinará, en gran medida, los resultados de esta fotografía. Así que asegúrate de utilizar un plano de fotografía acorde al objeto que retratarás.

Sin embargo, ¿qué ocurre si existen muchos elementos dentro de la misma escena? No te preocupes: en ese caso, dale prioridad a la figura que deseas captar, para que no obtengas una fotografía caótica. Y ojo, que cada fotógrafo puede captar una historia completamente diferente (algo en lo que también puede influir el plano fotográfico en el que captures a tu figura central).

 

2. Fondo

Otro elemento clave que debes cuidar al momento de realizar tu fotografía (aunque vayas a realizar un plano fotográfico puntual) es en el fondo. Si decides darlo por hecho y pasarlo por alto, te llevarás más de una sorpresa desagradable con tus fotos, incluso, siendo determinante entre un acabado profesional y una foto amateur.

Es muy probable que, si descuidas tu fondo, opaque o distraiga al espectador, así que busca un plano de fotografía en el que esto no ocurra.

3. Bordes del encuadre

Repetimos: es fundamental que no descuides el tema de los bordes, ni de los planos en la fotografía, ni de la foto en general. Siempre debes estar atento para no cortar partes importantes de tu modelo (manos, por ejemplo) o que aparezca en tus fotos algún elemento que no sea estético o que le reste valor a la imagen.

Hasta puede darse el caso de que cortes mal una fotografía y pierdas el mensaje que deseas transmitir y el contenido que quieras representar. Tenlo presente al momento de realizar tus planos fotográficos.

Con estos conceptos en mente, es momento de abarcar cuán importante pueden resultar los planos en la fotografía y por qué harías bien en conocer acerca de ellos (seas fotógrafo profesional o no).

Pantalla de cámara haciendo un plano fotográfico a muffinsFuente: Unsplash

¿Qué debes tener en cuenta antes de usar planos fotográficos?

Antes de tomar tus fotografías y escoger el plano más acertado para ellas, existen una serie de recomendaciones a tener en cuenta para que obtengas mejores resultados.

¿Quieres saber algunas consideraciones que debes tomar en cuenta para obtener los mejores planos de tu fotografía? Veamos más al respecto:

1. Orientación de la cámara: horizontal

Si vas a tomar una fotografía, ya sea con una cámara o un smartphone, ten presente que la posición de tu dispositivo puede ser un factor determinante para lo que deseas capturar.

Por ejemplo, si vas a tomar alguna fotografía de algún paisaje o un grupo de personas, ubica tu cámara de forma horizontal para capturar la imagen.

El horizonte marca nuestro campo de visión. Por ende, una fotografía horizontal representa estabilidad y se acerca a la forma en la que vemos con nuestros ojos. Por lo tanto, quien vea tu fotografía podrá contemplarla de una mejor manera.

2. Orientación de la cámara: vertical

Ahora bien, si vas a tomar una fotografía de algo que cuenta con gran altura o se extiende de abajo hacia arriba, tu mejor opción es ubicar tu cámara de forma vertical.

Debes utilizar el formato de fotografía vertical para capturar retratos o fotografías de personas, si quieres que estas sean las protagonistas en tu encuadre. Esto se debe a que el formato vertical se adapta mejor a la figura humana, teniendo en cuenta nuestra morfología.

También, si te gusta la fotografía urbana y te encanta fotografiar edificios o fachadas, la utilización del formato vertical te ayudará a capturar la dimensión de las estructuras y eliminará los elementos que estén a su alrededor para darle más relevancia.

Orientación de la cámara vertical con un smartphoneFuente: Unsplash

¿Cuáles son los planos fotográficos?

A continuación te explicaremos cuáles son los planos fotográficos más importantes en la fotografía y te daremos los mejores consejos para utilizarlos en tu rutina:

1. Planos fotográficos: Gran Plano General

El gran plano general se utiliza para tomar fotografías de paisajes amplios y extensos de algún lugar. Si estás de viaje y deseas capturar la inmensidad de algún panorama, este es el plano fotográfico que debes utilizar para generar la sensación de amplitud.

En la mayoría de casos, el gran plano general se utiliza para capturar fotografías donde los personajes no tienen ninguna relevancia y se le brinda más importancia al contexto, por encima de cualquier otro elemento. Ubica tu dispositivo en una posición horizontal para tomar este tipo de fotografías.

Un consejo que puede servirte al momento de captar este ángulo, es el siguiente: utiliza un gran angular o un ojo de pescado. Te vendrá de maravillas para tu plano fotográfico.

Fotografía de una ciudad en un gran plano generalFuente: Unsplash

2. Planos fotográficos: Plano General

El plano general es uno de los planos fotográficos más utilizados desde el origen de la fotografía. Su uso es obligatorio para poder capturar momentos en donde, tanto el contexto como los protagonistas, son importantes dentro de la composición fotográfica.

Este plano fotográfico permite tener una dimensión acerca del tamaño de los elementos que componen la fotografía. Es un plano elemental, si quieres capturar situaciones cotidianas, para mostrar detalles a simple vista de ciertos objetos, personas o elementos.

Para este tipo de plano de fotografía, te recomendamos utilizar un objetivo gran angular y ubicarte, estratégicamente, en un punto alto.

Fotografía de una mujer de espaldas en plano generalFuente: Unsplash

3. Planos fotográficos: Plano Entero

Este tipo de planos en la fotografía suelen utilizarse para los momentos en que deseemos que nuestra figura, o elemento de interés, aparezca en su totalidad, es decir, protagonizando por completo la fotografía. Y no sólo eso, sino que también ocupe todo el encuadre, de arriba hacia abajo.

Eso sí, debes estar atento con este tipo de plano fotográfico y evitar ciertos descuidos, como cortar los pies de tu figura. Este es un encuadre en el que puede ocurrir que te centres tanto en el centro de la foto que termines olvidando observar los bordes, previo al disparo de tu cámara.

En este tipo de plano de la fotografía, importa mucho la pose del protagonista, debido a que su cara estará muy alejada como para ser el centro de atención de la imagen. Con esto no nos referimos a que haga poses exageradas, pues perfectamente puede mantener una postura neutra y apreciar la calidad de una buena foto.

Vamos con un tip de experto para que este plano fotográfico haga lucir mejor a tu imagen: aquí el modelo o protagonista de la figura tendrá casi la misma importancia que el fondo de la misma.

plano fotografico enteroFuente: Pexels

4. Planos fotográficos: Plano Americano

También conocido como el plano tres cuartos, el plano americano es extraído principalmente de las películas western a mediados del siglo XX. Su función en el cine era hacer énfasis en las pistoleras que los vaqueros ajustaban al costado lateral de sus muslos, centrándose en capturar una imagen que iniciaba en la cabeza y terminaba arriba de las rodillas.

Puedes utilizar este plano fotográfico si quieres acentuar alguna característica de una persona desde su rostro hasta debajo de la cintura. También, este plano es indispensable si tienes una marca de ropa y deseas que alguna prenda superior tenga mayor relevancia.

Vamos con otro consejo más sobre este tipo de plano fotográfico: evita cortar a tu figura exactamente en las rodillas, ya que queda poco estético a la vista, además de considerarse un error de la fotografía.

Mujer riendo en plano americanoFuente: Pexels

5. Planos fotográficos: Plano Medio Largo

Si hablamos de este tipo de plano en la fotografía, verás cómo se cuadra al protagonista desde una perspectiva a la altura de la cadera. Eso sí, ya en esta categoría, notarás que los brazos entrarán en acción.

¿Qué queremos decir con esto? Que, como fotógrafo, deberás asegurarte de no cortar las manos o dedos de tu figura principal. Esto es imprescindible en este tipo de plano fotográfico.

Para cumplir este requisito, es fundamental que estés pendiente de los bordes del encuadre (sí, una vez más lo repetimos, porque es fundamental). De esta manera, tendrás la posibilidad de visualizar aquello que entrará en el plano y qué se queda fuera de él.

Un consejo que puede servirte para abordar este tipo de plano fotográfico es no situar al protagonista de tu foto de manera frontal en comparación a la cámara, pues sólo conseguirás que su silueta se vea pesada.

plano medio largoFuente: Pexels

6. Planos fotográficos: Plano Medio

Como su nombre lo indica, este plano fotográfico consiste en capturar una fotografía de una persona desde su cabeza hasta la mitad del cuerpo, es decir, hasta la cintura. A diferencia del plano americano, el plano medio permite una aproximación más detallada de los objetos que se encuentren en la parte superior del protagonista de la imagen.

Puedes utilizar un plano medio para resaltar camisas, camisetas, blusas, abrigos o demás accesorios que se encuentren en la zona superior del cuerpo.

Desde este plano en adelante, puedes utilizar un objetivo 50mm, ya que la cara de las personas no se deforma y podrás obtener una buena profundidad de campo.

Mujer riendo en plano medioFuente: Pexels

7. Planos fotográficos: Plano Medio Corto

El plano medio corto sirve como una técnica fotográfica para hacer énfasis en los detalles de una persona desde su cabeza hasta el pecho, ideal si quieres resaltar un detalle facial o algún tipo de accesorio.

Es un plano fotográfico bastante cerrado, razón por la cual el fondo pasará a un segundo plano y se centrará únicamente en la persona a fotografiar. Al ser un plano tan estrecho deberás asegurarte de que el encuadre de tu cámara no corte algunos detalles importantes como el cabello o el contorno de tu protagonista.

Un nuevo tip para este plano fotográfico es que no cortes justo en las articulaciones de tus figuras, como rodillas y codos, ya que parecerán mutilados. En caso de que el modelo tenga los brazos estirados, córtalos a la mitad del antebrazo (justo antes de llegar al codo).

Rostro de mujer en plano medio cortoFuente: Pexels

8. Planos fotográficos: Primer Plano

Este plano fotográfico se acerca más al protagonista y captura detalles o expresiones en el rostro de una persona. Su composición abarca características que van desde la cabeza hasta los hombros.

Si quieres capturar emociones, un primer plano sería ideal para aquello que deseas transmitir. Para emplear este plano fotográfico te recomendamos que la orientación de tu dispositivo para tomar la fotografía sea una posición vertical, ya que podrás tener una mejor aproximación a tu modelo y evitarás que el fondo gane protagonismo.

Si deseas obtener buenos retratos con este plano fotográfico (estamos seguros que sí), te recomendamos que hables con tu modelo sobre lo que esperas de la foto. El sentimiento es uno de los aspectos principales que se nota con este encuadre.

Mujer en primer planoFuente: Unsplash

9. Planos fotográficos: Primerísimo Primer Plano

Este plano fotográfico se enfoca únicamente en capturar el rostro de una persona. El primerísimo primer plano es un plano sumamente expresivo y emocional, ya que tiene como intención centrarse en los detalles faciales.

El centro de atención en este tipo de planos fotográficos está principalmente en los ojos, así que asegúrate de que la persona a fotografiar represente aquello que quieras transmitir a través de la mirada.

Un consejo que puede venirte excelente para este tipo de retrato, es que cortes justo por debajo de la barbilla de tu figura. También vale el corte antes de llegar a los hombros.

Ojos de una mujer en primerísimo planoFuente: Unsplash

10. Planos fotográficos: Plano Detalle

El plano detalle es el plano fotográfico que más se acerca al elemento principal de la fotografía para contemplar cada una de sus características. Se centra en una pequeña fracción del cuerpo o se encarga de mostrar todos los atributos de un accesorio.

El plano detalle es el plano más cerrado, por lo tanto, deberás estar seguro/a de que los bordes de tu fotografía no corten algún detalle de la imagen que pueda afectar el resultado. Este plano es muy utilizado en la fotografía publicitaria y en la fotografía de producto.

Según Matias Posti, profesor del curso online de Fotografía de producto y técnicas de iluminación, para este tipo de planos fotográficos debes fijarte en "jugar con los colores de los fondos" y revisar aspectos como la iluminación, para que tu foto quede impecable.

Además, como bien explica el portal especializado Canva, te vendría perfecto utilizar un objetivo macro, así obtendrás los planos de detalle extremos.

Mirada en plano detalleFuente: Unsplash

Planos fotográficos de acuerdo a la ubicación de la cámara

Si bien los anteriores planos fotográficos ejemplifican la relación y cercanía entre los objetos con la cámara, también puedes utilizar diferentes ángulos para transmitir diferentes tipos de sensaciones con las imágenes.

Cuando se habla de ángulos fotográficos, se hace referencia a la ubicación e inclinación de la cámara en relación a lo que vamos a fotografiar.

11. Planos fotográficos: Plano Normal

El plano normal es aquel plano que tendemos a utilizar cuando tomamos una fotografía estando de pie. Es casi una representación de lo que ven nuestros ojos, lo que refleja una sensación de confianza, precisión y estabilidad.

En este plano fotográfico, la cámara no tiene ningún tipo de ángulo o inclinación, siendo ubicada en una posición paralela al suelo.

Hombres en caminata en el bosque en plano normalFuente: Unsplash

12. Planos fotográficos: Plano Cenital

Estamos seguros de que en alguna ocasión le habrás tomado una fotografía a un plato apetitoso para compartir en tus redes sociales. El plano cenital es esa perspectiva que utilizas para capturar una foto a un objeto desde arriba, formando una línea vertical entre tu cámara y el objeto a fotografiar.

El plano cenital, además de utilizarse en la fotografía de alimentos, también ha sido empleado en diferentes campos como el cine o los videojuegos.

Plano cenital de fotografía de alimentosFuente: Unsplash

13. Planos fotográficos: Plano Picado

El plano picado tiene similitudes con el plano cenital, pero su diferencia radica en la amplitud de su ángulo, siendo este un poco más abierto. Es decir, el plano picado es una perspectiva en diagonal que continúa apuntando desde arriba hacia abajo, pero no es tan vertical como el plano cenital.

En el lenguaje audiovisual, el plano picado se utiliza para atribuir la sensación de inferioridad o indefensión hacia un objeto a una persona.

Mujer en plano picadoFuente: Unsplash

14. Planos fotográficos: Plano Contrapicado

Como su nombre lo indica, este plano fotográfico corresponde a ser lo opuesto del plano picado. En lugar de apuntar desde arriba hacia abajo desde una perspectiva diagonal, el plano contrapicado comienza desde abajo hacia arriba, para generar una sensación de grandeza y superioridad.

Es utilizado en el cine y la fotografía para engrandecer la importancia de un personaje y hacerlo ver superior al resto de objetos o protagonistas.

Pareja en plano contrapicadoFuente: Unsplash

15. Planos fotográficos: Plano Nadir

Este plano fotográfico es lo opuesto al plano cenital. Su perspectiva también forma una línea vertical, pero su dirección parte desde abajo hacia arriba.

Generalmente, para utilizar un plano nadir la cámara debe ubicarse en el suelo y el lente debe apuntar hacia el cielo en una dirección recta.

Fotografía de arquitectura plano nadirFuente: Unsplash

16. Planos fotográficos: Plano Holandés

Aquí mencionamos un tipo de plano fotográfico que está apartado de todos los que mencionamos anteriormente. Incluso, verás que no sólo es una categoría excluida del resto, sino que, además, ¡podemos combinarla con cualquiera de los otros planos anteriores!

En este tipo de plano de la fotografía, verás que la angulación con el suelo dará lo mismo, pues lo verdaderamente relevante está en la angulación con el horizonte.

Si queremos obtener este tipo de plano, deberás inclinar (de manera significativa) tu cámara, dejando el horizonte en diagonal. Eso sí, debes darle una inclinación lo suficientemente notoria, como para que el espectador sea consciente de que está hecho a propósito y no piense que se trató, más bien, de un error técnico de tu parte.

Con este tipo de plano fotográfico, verás algunos beneficios como son los siguientes:

  • Podrás dirigir la mirada del espectador.

  • Jugar con las líneas que conforman la imagen.

  • Crear una sensación de movimiento.

  • Incluso, generar una sensación de inestabilidad en el espectador.

Pero ya hablaremos de este tipo de plano fotográfico un poco más adelante.

plano holandes

Fuente: Dzoom

17. Planos fotográficos: Plano Subjetivo

Este tipo de plano no suele tener sentido en lo que se refiere a una única imagen fotográfica, pero te lo presentamos sólo para que sepas de su existencia y sepas en qué momento utilizarlo.

Básicamente, se utiliza en el cine para mostrar lo que esté viendo el protagonista de esa imagen. Es decir, el punto de vista subjetivo de la figura protagónica.

Puede resultar de bastante utilidad en una serie fotográfica, así que puede venir bien conocer más acerca de él. Pero nos centraremos, principalmente, en los mencionados anteriormente.

¿Cómo utilizar los planos fotográficos eficazmente?

Ahora que ya sabes cuáles son los planos fotográficos de acuerdo a la ubicación de la cámara, continuamos con algunos tips para que utilices los planos fotográficos de la mejor manera, ya que aprender a encuadrar tu cámara es esencial para el éxito de una fotografía. 

Cuando muestras una perspectiva diferente a través del uso eficaz de los planos fotográficos, provocas emociones que hacen que las personas conecten mejor con tu trabajo.

Por lo tanto, aquí te presentamos algunas ideas de planos fotográficos que te ayudarán a influir en los sentimientos de la gente cuando vean tus imágenes.

1. Utiliza los primeros planos para retratos íntimos

Como pudiste ver anteriormente, el primer plano es uno de los planos fotográficos más útiles que existen para lograr una fotografía íntima de cualquier persona. El primer plano proporciona la distancia perfecta entre el fotógrafo y el sujeto, creando una atmósfera muy personal y amistosa en tus fotos.

Este plano no tiene que ser necesariamente una confrontación, ni tampoco tiene por qué ser demasiado distante. Cuando hagas retratos, piensa en la distancia a la que se encuentra una persona cuando estás hablando con ella.

Un punto importante es que no debes estar demasiado lejos como para tener que gritar, pero tampoco deberías estar demasiado cerca como para invadir su espacio personal. Los fotógrafos de retratos utilizan los primeros planos todo el tiempo, pero también es uno de los planos fotográficos más comunes para la fotografía de bodegones. Así que es eficaz porque ofrece una perspectiva que coincide con la forma en que miramos los objetos en la vida real. 

2. Toma un plano detalle para capturar objetos pequeños

Nuestra siguiente recomendación de esta sección de tips para utilizar los planos fotográficos eficazmente, es utilizar el plano detalle para crear espacios mucho más íntimos entre la imagen y el espectador. Así que, a veces, es posible verse tentado a querer hacer fotos de cerca de flores, insectos o cualquier tipo de objeto pequeño.

A diferencia del primer plano o el plano medio, el plano detalle o ‘close up’ permite al público interactuar con la foto de una manera más personal. Por lo tanto, permite ver detalles con mayor nitidez que no verían de otra manera.

Sin embargo, uno de los retos más importantes para hacer tomas en plano detalle es dominar el enfoque. A medida que acercas la cámara a un objeto, la profundidad de campo es menor. ¿Qué significa esto? Significa que si el enfoque no es exactamente el correcto, puedes terminar con una imagen desenfocada.

De hecho, es posible que ni siquiera puedas tener todo el objeto enfocado. Así que, a menudo, tendrás que enfocar la parte más importante del objeto y dejar que el resto esté desenfocado.

Pero no te preocupes, es algo con lo que puedes jugar para lograr buenas tomas fotográficas. Incluso los fotógrafos más experimentados juegan con esta limitante para lograr efectos increíbles en sus ‘close ups’.

Por ejemplo, en la foto de abajo, algunos de los pétalos están enfocados, pero el fondo no. Esto le da a la foto un aspecto suave y al mismo tiempo muestra la textura de las gotas sobre los pétalos.

gotas sobre pétalos de rosaFuente: Pixabay

3. Engrandece tu objetivo con un plano contrapicado

Si el plano normal a veces te resulta aburrido porque es la forma más común de las perspectivas, puedes cambiar utilizando un ángulo de visión bajo como el plano contrapicado.

Como te lo mencionamos antes, un ángulo bajo hace que el sujeto u objeto parezca mucho más grande de lo que es. Si quieres que alguien o algo parezca dominante en tu imagen, es la mejor perspectiva que puedes utilizar.

Tomar fotos desde un plano contrapicado es una de las formas más fáciles de crear composiciones únicas e impactantes, ya que proporciona una perspectiva diferente del mundo y hace que tus tomas sean más interesantes. También te permite superar algunos problemas fotográficos complicados, como los fondos que distraen y la imposibilidad de que todo quepa en el encuadre.

Asimismo, el plano contrapicado también hace que el movimiento en tu foto sea más dramático. Por ejemplo, puedes hacer que las piernas del sujeto parezcan gigantescas, de tal forma que, cualquier cosa que haga el sujeto, también parecerá más intensa.

Por eso las películas los utilizan mucho en ciertas escenas porque pueden hacer que el sujeto parezca amenazante y que los cuerpos luzcan desproporcionados. Así que no dudes en hacer algunas fotos de prueba utilizando el plano contrapicado y averiguar si es la perspectiva adecuada para tu imagen.

¡Ah! Y no te preocupes por lo que la gente piense de ti mientras estás en el suelo haciendo tu plano contrapicado. ¡Pronto se pondrán celosos de tus increíbles y únicas tomas!

4. Utiliza el plano picado para lograr varios efectos

Ahora nuestra sugerencia para utilizar eficazmente los planos fotográficos va justo al contrario de la anterior. Por consiguiente, si quieres hacer que una persona parezca más pequeña de lo que es normalmente, haz una foto desde un plano picado.

Como estás haciendo tu foto un tanto alejada y desde arriba, haces que el sujeto parezca diminuto. No solamente eso, esta perspectiva también evoca varios efectos psicológicos en el espectador dependiendo de cómo lo sepas utilizar.

TrueCenterPublishing menciona que los fotógrafos de retratos suelen recomendar que el plano fotográfico sea ligeramente alto durante las tomas de la cabeza, normalmente justo por encima del nivel de los ojos del sujeto.

¿Por qué? Porque los ojos darán la sensación de parecer más grandes y enfatizados porque están más cerca de la cámara. Por lo tanto, aparecen por encima del centro de la foto resultante.

Este tipo de plano fotográfico también hace que la nariz, la parte inferior de la cara, la barbilla y, sobre todo, el cuerpo, parezcan más pequeños, lo que podría ser el efecto deseado para algunos sujetos, por ejemplo, si quieres que alguien luzca más delgado o hacer que una persona alta parezca más baja.

También acentúa el cabello de la persona y, en algunos casos, como en el de los hombres calvos, el sujeto puede parecer incluso más inteligente porque la parte superior de la cabeza parecerá más grande. Hasta podrías transmitir la inocencia de un niño a través de este tipo de plano fotográfico, sobre todo si te enfocas fijamente en tu objetivo. 

Hombre sentado en alcantiladoFuente: Pixabay

5. Toma fotos atrevidas con el plano holandés

Utilizado tanto en el cine como en fotografía, el ángulo holandés (también conocido como ángulo inclinado o ángulo aberrante) hace que las imágenes parezcan atrevidas porque proporciona una perspectiva poco convencional.

Generalmente, la gente espera que las fotos se vean siempre rectas, es decir, desde una perspectiva horizontal o vertical. En el caso del plano holandés, cuando inclinas el encuadre, captas la atención del público porque se sale de lo habitual.

Esta forma creativa de hacer fotografía tiene sus raíces en el cine. Y la intención es hacer que tu foto parezca inestable, creando una sensación de incomodidad. Por eso, te darás cuenta de que las películas de terror la utilizan mucho.

Sin embargo, el plano holandés no tiene por qué ser siempre amenazante, también puedes hacer que, en este tipo de plano fotográfico, la acción en tu foto parezca más aventurera y atrevida. El encuadre inclinado puede añadir la ilusión de movimiento, realzando la actividad del sujeto.

Así que no es de extrañar que también lo veas en escenas de acción todo el tiempo, como también en fotografía de arquitectura, fotografía deportiva, o en la fotografía de moda o lifestyle para contextualizar la modernidad.

6. Haz una foto con vista aérea utilizando un dron

¿Listo para llevar tus planos fotográficos a nuevas alturas? Como el término lo indica, esta perspectiva implica tomar fotos desde el cielo, es decir, vas a hacer fotos en plano nadir pero al revés.

La vista de pájaro, o vista aérea, podría ser lo mismo que una combinación entre un plano cenital y un gran plano general, con la única diferencia de que estás haciendo fotos desde una altura considerable.

Hoy en día, puedes obtener una fotografía aérea utilizando un dron. La vista de pájaro puede hacer que el sujeto parezca significativamente más pequeño. Esta perspectiva también puede hacer que tu público sienta que está viendo una maqueta.

Como las películas de Star Wars, que fueron filmadas a base de dioramas que emulaban las bases espaciales desde una perspectiva única.

Por lo tanto, si puedes acceder a las posibilidades fotográficas que te brinda un dron, la vista aérea puede ser también una forma diferente de fotografiar paisajes y arquitectura. Si eres un fotógrafo experimentado, los drones pueden abrirte un nuevo mundo de posibilidades que puedes explorar. Por otro lado, si eres nuevo en el medio, los drones son una increíble introducción al poder de la fotografía. 

7. Utiliza un gran plano general para mostrar el entorno

Un gran plano general implica realizar una toma desde la distancia. Los fotógrafos suelen utilizar este tipo de planos fotográficos para mostrar el entorno en el que se encuentra el sujeto.

Puedes hacer un gran plano general en cualquier lugar, ya sea una calle o un pasillo. La idea principal es establecer un escenario y proporcionar al espectador más contexto del lugar en la imagen.

Si quieres hacer una buena toma en un gran plano general, toda la longitud de la persona que estás fotografiando debe estar dentro de los marcos del encuadre de la foto para mostrar suficiente del lugar y dar a la gente una pista de dónde está ocurriendo todo.

 

8. Comienza con planos fotográficos sencillos: a la altura de los ojos

Si apenas empiezas en el fascinante mundo de la fotografía, uno de los planos fotográficos más simples para comenzar a tomar tus fotos, es el plano normal al nivel de los ojos. Es la perspectiva más simple y común, además, de ser familiar para nosotros.

El primer paso es mirar a los ojos de la persona que estás fotografiando. Algunos fotógrafos suelen utilizar sus propios ojos como guía para las tomas a la altura de los ojos pero, en realidad, tu cámara es la que debe estar alineada con los ojos del sujeto.

Vigila si estás inclinando mucho la cámara hacia arriba o hacia abajo, si es así, muévela para que coincida con la altura del sujeto. Si se trata de una persona más pequeña, trata de agacharte o incluso arrodillarte.

También debes prestar atención a la cabeza de tu sujeto. Los ángulos faciales son esenciales cuando se trata de tomas a la altura de los ojos.

En algunas situaciones, no siempre quieres que tu modelo mire hacia el lente. Pídeles en ese caso que fijen la mirada hacia un objeto detrás de la cámara. Así evitarás que se vean incómodos en las tomas.

Por último, si quieres retratos íntimos de la persona a quien estás fotografiando, haz que miren fijamente al lente. O puede pedirles que miren el logotipo de tu cámara ubicado generalmente en la parte superior.

Sujeto en gran plano generalFuente: Pexels

Como te pudiste dar cuenta, el uso de los planos fotográficos marca la diferencia a la hora de hacer una fotografía excepcional. Así que tómate tu tiempo para experimentar con cada uno de ellos y captar más a tu público.

Aunque no siempre logres perspectivas geniales, lo importante siempre es cómo haces sentir a la gente con tus imágenes en general. Y si quieres descubrir o complementar tu pasión por la fotografía, échale un vistazo a los cursos online de Fotografía que tenemos para ti.

¡Que sigas disfrutando! ¡Hasta pronto!

También podría interesarte