¿Qué es un árbol de decisiones y cómo se hace?

¿Qué es un árbol de decisiones y cómo se hace?

Última actualización 15 de Marzo del 2021Tiempo de lectura: 7 min.

Redaccion CP

Un arbol de decisiones consiste en un esquema o modelo de predicción que evalúa determinados parámetros a fin de definir cuáles serían los resultados, según las medidas que se empleen.

Puede explicarse fácilmente como hacer un arbol de decisiones y aplicarse en muchos rubros, sobre todo, en las empresas y administraciones.

Es de gran ayuda para implementar proyectos de crecimiento o reestructuración de las empresas. Es probable que te resulte complicado comprender cómo funciona un arbol de decisiones.

Es por esta razón que, también, incluiremos ejemplos de arbol de decisiones y una guía simple para comenzar a crear tus propios árboles de decisiones, a fin de ayudarte en tus tareas diarias.

Para poder realizar este esquema no es necesario contar con conocimientos de marketing o de economía. Aunque podría ser de gran ayuda, ya que muchos conceptos de un arbol de toma de decisiones se ven con mayor profundidad en estas áreas de trabajo.

arbol de toma de decisiones Vector de Fondo creado por rawpixel.com - www.freepik.es

¿Para qué sirve un arbol de decisiones?

 

El propósito de crear este modelo de arbol de decisiones es ayudarnos a evaluar posibles resultados en una cadena de acciones y consecuencias determinadas. Es decir, que podremos prever cómo será el resultado si realizamos cierta acción.

Un ejemplo de arbol de decisiones en el que podemos realizar este modelo de predicciones es para tomar la decisión de cambiar de trabajo o para expandir nuestras operaciones en determinados rubros.

Al analizar las posibles ventajas y desventajas, con el arbol de decisiones podemos medir el impacto de cada medida que tomemos.

Medir todas las variables

El punto más importante para poder armar un arbol de decisiones es conocer todas las variantes que pueden llevarse a cabo. Esto se debe a que la división inicial puede ser en principio binaria y multi opcional más adelante.

Un ejemplo de esto puede ser armar un arbol de decisiones para decidir y medir el impacto que tendría si deseamos cambiar la sede de nuestra empresa.

Se parte, por lo tanto, de una situación inicial, la posibilidad de cambiar la sede, y existen dos opciones: cambiar de lugar o permanecer donde ya estamos.

arbol de decisiones de una empresa Vector de Negocios creado por jcomp - www.freepik.es

¿Qué elementos tiene un arbol de decisiones?

Hay un conjunto de elementos básicos que debe tener todo árbol de decisiones para considerarse como tal y para mejorar la eficiencia de sus predicciones. Esto nos permite ordenar cada variable según su tipo y proyectar mejor el impacto de cada decisión.

Los elementos que conforman este esquema de predicción son los siguientes:

  • Nodos: se trata de cada punto en el que tomarás una decisión. Hay tres tipos distintos de nodos según cuál sea el tipo de medida que se tome finalmente.

 

  1. El primer tipo y los más comunes son los nodos de incertidumbre. Estos se colocan en cada punto que se bifurquen las opciones entre varias alternativas en un mismo arbol de decisiones.

  2. El segundo tipo son los nodos de decisión, que se deben utilizar cuando se toma una medida definitiva y concreta.

  3. El tercer tipo son los nodos de resultados finales. En sí no implican una acción, ya que, son la consecuencia de las acciones, pero se representan como la conclusión del proceso en el ejemplo de un arbol de decisiones.

 

 

  • Flechas: para indicar el desplazamiento de una acción a otra y su evolución a lo largo del tiempo, se utilizan las flechas. Estas unen los nodos entre sí y ayudan a ordenar visualmente la información

 

  • Etiquetas: estos elementos se emplean para indicar con mayor detalle cada parte del proceso. Se especifica en qué consiste cada acción y qué sucede durante el periodo que representa la flecha.

 

Hay otras variantes y otros nombres que se le pueden otorgar a los elementos de un árbol de decisiones. Pero, en resumen, son los que mencionamos aquí. Una vez que comiences a realizar este esquema podrás asignarle tus propios términos a cada parte y adaptarlo a tus necesidades.

que es el arbol de decisioneVector de Idea creado por stories - www.freepik.es

¿Cómo hacer un arbol de decisiones?

El nodo inicial de todo árbol de decisiones es el de incertidumbre, ya que las alternativas se bifurcan entre dos resultados. A su vez, estos resultados se pueden subdividir en otras medidas y se puede ajustar según las circunstancias que necesites.

Por lo tanto, retomemos el ejemplo de mover la sede de tu empresa a otro sitio. El lugar por donde comenzarias es la posibilidad de moverla o no. Esto debe ser una posibilidad real o, al menos, considerable, ya que, de no ser así, el resto del esquema sería inútil.

Ejemplo de árbol de decisión: La primera alternativa

La primera opción y la que ya estás realizando ahora mismo es quedarte en el lugar donde estás. Si eligieras esta alternativa, seguirías teniendo una ganancia similar de 100 puntos.

En tal caso, podrías elegir entre expandir las operaciones dentro de tu sede actual o permanecer de la misma manera. Si permanecieras de la misma manera, tu ganancia continuaría siendo de 100 puntos.

En cambio, si eliges aumentar la capacidad productiva de tu sede actual, pueden ocurrir dos factores. Por una parte, puede haber demanda alta y, por lo tanto, tu expansión en la sede actual daría una ganancia de 130 puntos. Todo esto lo verías reflejado en el arbol de decisiones de una empresa.

Por otra parte, puede haber una demanda más baja, por lo que expandirse dentro de tu sede actual representaría una pérdida de 30 puntos de ganancias, con lo que te restaban tan solo 70.

En cada bifurcación, se debe colocar un nodo de incertidumbre, estos nodos se representan con un círculo. Al tomar una decisión, se debe colocar un nodo de decisión, que está representado gráficamente por un rectángulo o un cuadrado.

ejemplo de un arbol de decisionesVector de Infografía creado por stories - www.freepik.es

Ejemplo de árbol de decisión: La segunda alternativa

En el caso de que elijas mover la sede a otro lugar, existen a su vez dos alternativas. Puedes moverlo a un complejo mayor o puedes moverlo a un complejo menor.

Cambio a una sede más amplia

En caso de que elijas moverlo a un lugar más espacioso y con mayor potencial de expansión, se presentan otras dos alternativas. La primera es que la demanda baje y, por lo tanto, perderías casi 80 puntos de ganancias e, incluso podrías perder más del cien por ciento, lo que te dejaría en la ruina.

La segunda alternativa es que la demanda suba y esté acompañada por la expansión de tu empresa. Esto te puede dar una ganancia exponencial de hasta cinco veces tus ganancias actuales, lo que representaría hasta 600 puntos de ganancia.

Cambio a una sede menor

Para este ejemplo de arbol de decisiones, en caso de que decidas mover tu centro de trabajo a una sede menor, se presentan también dos alternativas. La demanda puede ser baja o puede ser alta. Por una parte, si la demanda es baja, mover tu sede actual a otra menor y reducir costos te podría dar hasta un 50% más de ganancias. Con este resultado estarías ganando 150 puntos de ganancia total.

Por otra, si la demanda aumenta y tu capacidad productiva es menor, perderías casi un 70% de las ganancias. Esto te dejaría con tan solo 30 puntos de ganancia final.

 

Toma las mejores decisiones con este Curso online de Toma de decisiones fundamentadas

 

¿Qué resultados puedo obtener de estas proyecciones?

 

Para saber exactamente cuáles serán las proyecciones en este arbol de decisiones, no podrás leer el futuro. Sin embargo, puedes realizar estudios de mercadeo y análisis de las medidas posibles.

Estos factores que influyen en el resultado final son los siguientes:

  • Costo: si tomamos el ejemplo anterior, el costo inicial sería quedarnos en nuestra sede actual. Si nos moviéramos a una sede más grande, el costo de producción sería mayor. En cambio, si nos moviéramos a una sede menor, el costo bajaría.

 

  • Sobreajuste: este factor se emplea para determinar índices que pueden ser incoherentes o difíciles de medir. Si tomamos el ejemplo que dimos, sería el determinar la subida o la baja de la demanda. Esto se debe calcular con funciones específicas, ya que la demanda no se mide de forma lineal.

 

  • Poda: consiste en tomar un sector del árbol de decisiones y reducirlo a una simple entrada terminal. En el ejemplo sobre que es el arbol de decisiones que brindamos, sería ahorrarnos la rama en la que no se realiza ningún cambio y la ganancia potencial se mantiene igual.

 

Si sabemos medir correctamente cada índice y comparar los datos con la realidad. Podemos obtener modelos muy precisos que nos indicarán exactamente lo que debemos hacer.

ejemplos de arbol de decisionesVector de Idea creado por stories - www.freepik.es

Después del diseño básico del árbol de decisiones

 

  1. Analiza cada una de las líneas y adiciona una cantidad a cada una de ellas.

  2. Para observar tus opciones basadas en los números, adiciona un valor estimado para la probabilidad de cada resultado en tu arbol de decisiones.

  3. Establece una cantidad probable en cada área al final de las ramas de tu arbol de decisiones.

  4. Computa el rendimiento al multiplicar el resultado por el porcentaje de probabilidad para cada rama final de ese resultado y resta el costo de ese curso de acción. Con esta metodología podrás finalizar con un estimado particular del resultado.


 

A modo de conclusión, podemos asegurarte que te divertirás mucho pensando las circunstancias de la vida a través de la estructura de un árbol de decisiones. A su vez, te ayudará a ordenar tus ideas y considerar a fondo todas tus oportunidades.

Un ejemplo de arbol de decisiones más conocido de la historia es el que planteó el importante filósofo y científico francés Blaise Pascal con su apuesta por la existencia de Dios.

Por una parte, está la opción de creer en Dios. Si creo en Dios y Él existe, entonces voy al cielo. Si creo en Dios y Él no existe, entonces no sucede nada después de mi muerte.

Por otra parte, está la opción de no creer. Si no creo y Dios existe, voy al infierno. Y si no creo y Dios no existe, no sucede nada.

No todo árbol de decisiones es tan drástico como este ejemplo, pero definitivamente sí son muy importantes.

También podría interesarte